EL DAKAR, ESA ADICCIÓN

Miércoles 25 de diciembre de 2013
Comentá (0)

“TODOS PIENSAN QUE porque ya gané varios años, esto lo hago de taquito. ¡Y no! El Dakar no lo gana el piloto, lo gana el equipo; cualquier detalle insignificante puede dejarte afuera.”

Con inusual sinceridad, Marcos Patronelli, ganador del Dakar en 2010 y 2013 en cuatriciclos, uno de los héroes argentinos del rally más duro del planeta, desmenuza en detalle el riesgo al que se expone aun siendo uno de los pilotos más expertos en las sendas y las dunas. Y a poco de comenzar la edición 2014, explica porqué no puede dejar de competir:

“Todos los años termino pensando: ‘No lo corro más’. Estás tan agotado que no podés pensar en otra cosa. ¡Aunque lo haya ganado! Y tres, cuatro meses antes, se te prende el bichito. Después, cuando acaba la carrera, pensás en esos momentos en los que pudiste haberte matado y te parece mentira haber zafado. Es mucho riesgo –considera–. A veces, vas por el desierto con el cuatri a 110, 120 km/h como mucho y te pasan los coches a 200 km/h, muy finito, pensás que no llegás al final, que te pueden atropellar en cualquier momento. La familia sufre mucho y me pide que me pase a los autos. ¿La moto? No, la moto no la siento, al cuatri lo llevo yo, pero la moto es como si me llevara a mí…”

Marcos Patronelli y el ministro de Turismo, Enrique Meyer.

La edición 2013, la sexta del Dakar en Sudamérica, lo verá nuevamente protagonista. “Es muy difícil dejar esto, aunque a medida que pasan los años me cuesta cada vez más ponerme a punto. Pero, ¿cómo hago para dejar? ¿Me voy a descansar a la mejor playa que haya del otro lado del mundo? ¡Imposible!”

Parece increíble que el piloto de Las Flores sólo compita una vez por año. “A mí me gustaría dedicarme profesionalmente a esto, sé que podría hacerlo, pero el trabajo me lo impide. Somos cinco hermanos sosteniendo la fábrica familiar. Es una linda tarea, trabajo allí desde los 15 años. El Dakar me saca tanto tiempo como el trabajo y la verdad es que el cuatri me gusta más que laburar, pero no puedo dedicarme full-time. Me encantaría competir en el Campeonato Argentino (de cross country), un rally como el de la Ruta 40 es fantástico, vienen muchos pilotos del exterior a tomar parte ¡y yo me tengo que quedar afuera! Este año, (su hermano) Ale no me acompaña a correr el Dakar porque se queda trabajando, quería venir pero le dije: ‘Si vos corrés, entonces me quedo yo, porque no podemos descuidar la fábrica’.” Alejandro Patronelli, ganador de las ediciones de 2011 y 2012, lo seguirá de cerca, de todas maneras.

La decisión de volver a subirse al Yamaha Raptor 700 fue relativamente reciente. “Con tres meses de entrenamiento me alcanza. Cuatri, bici, correr, voy variando el entrenamiento. La edad ideal para el Dakar es entre los 23 y los 27 años –asegura Patronelli, que ya tiene 33–. A veces, cuando me entreno ando por caminos rurales en los que hay tanto peligro como en el Dakar; en 2010, cuando tuve el accidente, lloraba del dolor y pensaba no subirme nunca más a un cuatri, pero a la semana ya quería volver a correr…”

Esta versión 2013 del Dakar, que se larga el 4 de enero en Rosario, presenta “interesantes desafíos” según Patronelli: “Por empezar, son casi mil kilómetros más de especiales, 10 mil kilómetros de recorrido. Tiene una etapa filtro, San Rafael-Chilecito, que es maratón, y ahí te tenés que arreglar solo con lo que tenés a mano; después hay una etapa entre Salta y Jujuy que hicimos el año pasado, pero que pasó casi inadvertida, con mucha arena, que era muy difícil pasar”.

Los pilotos de cuatriciclos y de motos experimentarán luego un reto inusual: “Después vamos a Bolivia, trepamos a los 3700 metros de altura, dormiremos una noche aislados del mundo. Por último, las etapas chilenas, que son muy largas, de 500, 600 kilómetros, creo que allí se va a definir la carrera. Lo que me preocupa son las pinchaduras, con cuatro gomas los riesgos se duplican; el año pasado se me tajeó una goma y anduve 200 kilómetros en llanta, si eso me pasa este año en una etapa maratón quedo afuera. Lo terrible del Dakar es que cualquier inconveniente te puede dejar fuera de carrera”.

Una tercera victoria en el Dakar está en el horizonte del piloto de Las Flores, aunque no será tan sencillo: “Hay por lo menos diez pilotos en condiciones de ganar, en mi nivel”.

Por P.V.

Fotos: Yamaha

¡Enviá tu comentario!

Aviso: Los comentarios con malas palabras, links a webs externas y off-topic podrán ser borrados. Los usuarios reincidentes podrán sufrir la anulación de sus cuentas.

Sitio web

 

0 comentarios

ARTICULOS RELACIONADOS