¡INTERMINABLE!

Miércoles 24 de diciembre de 2014
Comentá (2)

HACE CUATRO DECADAS que Emerson Fittipaldi consiguió su último título mundial de Fórmula 1 y ahí anda todavía dándole a la matraca…

El paulista cumplió este mes 68 años y está lejos de dar las hurras: volvió al volante en las 6 Horas de su ciudad, la última competencia del Mundial de Endurance, a bordo de una Ferrari 458 Italia GT, en noviembre, y le gustó tanto el pesto que quiere continuar, aunque de manera peculiar: corriendo en tandem con su sobrino Christian (el hijo de su hermano Wilson, todos ex pilotos de Fórmula 1) y con su nieto Pietro, retoño de su hija Juliana. (Otra de las hijas de Emerson, Tatiana, está casada con otro ex F-1, el italiano Max Papis).

Emerson Fittipaldi, a los 68 años quiere segur dándole pata...

“Una carrera de Endurance sería divertido -afirmó- Pero no sé si Le Mans: no la hice cuando corría en Fórmula 1 porque ya me parecía peligrosa…”. No es pavote para elegir Emerson: además de familiares seleccionó a dos campeones en vigencia para sus futuras aventuritas: Christian tiene 43 años y en el 2014 logró el título de pilotos del Campeonato Sport de los Estados Unidos (TUSC, la fusión de la American Le Mans Series y la Grand-Am); Pietro, de apenas 18, se consagró este año en la Fórmula Renault británica, y se subirá a un Euro F3 en el 2015.

Una tripulación con experiencia, juventud y laureles. Ojalá se le haga… 

Por el equipo de VA

 

¡Enviá tu comentario!

Aviso: Los comentarios con malas palabras, links a webs externas y off-topic podrán ser borrados. Los usuarios reincidentes podrán sufrir la anulación de sus cuentas.

Sitio web

 

2 comentarios

24.12.14

Un grande Emerson! Si se presenta a correr, no va a ir a robar prensa, va a correr de verdad,poniendo todo lo que tiene, el Campeón de F1 y ganador de las 500 Indy.

Responder
26.12.14

Hay quienes corren porque en algún momento de sus vidas les gustó, porque su padre corría, porque su padre no pudo correr y por eso incitó a su hijo a hacerlo, porque es una forma de hacerse conocido, porque se puede ganar plata si se tiene la suerte de destacarse, porque un amigo lo hacía, etc., etc., etc., en fin, hay muchísimas razones por las cuales se puede correr en autos.

Pero entre todas las razones hay una que solo unos pocos tienen realmente….y es la pasión por algo, el automovilismo en este caso.

Emerson es uno de esos, como puede ser Monguzzi en nuestro país o como puede ser Vilas si vemos otros deportes como el tenis.

Los deportistas que realmente sienten pasión por el deporte que practican no se retiran nunca.

Podran cambiar de categoría y competir en veteranos en algunos deportes o transistar por categorías menos exigentes o “peligrosas” en el automovilismo, pero la verdadera pasión provoca un fuego interior que no se apaga nunca.

Mi admiración y respeto para todos aquellos deportistas para los cuales la pasión está por encima de todo, aún de los resultados.

Salud y larga vida Emerson!!!

Un abrazo.

Responder

ARTICULOS RELACIONADOS