ASCARI Y CLARK, LOS PRECURSORES

Jueves 13 de abril de 2017
Comentá (1)

IGUAL PERO DISTINTO

Nadie imagina un Fernando Alonso campeón mundial de Fórmula 1 en esta temporada. Por este lado hay que buscar la diferencia entre la sorpresiva decisión del español de faltar una fecha del Campeonato Mundial de Fórmula 1, su principal trabajo, con determinaciones similares que en el pasado tomaron otros dos grandes bicampeones mundiales como lo fueron los recordados Alberto Ascari  y Jim Clark.

Un despiste sin consecuencias fisicas terminó con la aislada experiencia de Alberto Ascari en Indianápolis.

 

Tanto el italiano como el escocés resignaron un Gran Premio en temporadas que en la Máxima  fueron claros dominadores y que terminaron con sus respectivas coronaciones. Nada que ver con las complicadas circunstancias deportivas que rodean a Fernando Alonso en McLaren, como nada que ver  tampoco con las que vivieron Ascari y Clark en diferentes épocas del automovilismo internacional.

Las 500 Millas de Indianápolis estaban  integradas al Campeonato Mundial en la década del 50 aunque no contaban con la participación de sus habituales pilotos.  Alberto Ascari, con el respaldo de Ferrari, siempre deseosa de ganar el atractivo mercado norteamericano, fue  la excepción al presentarse en la edición 1952. Por sus preparativos debió saltar el Gran Premio de Suiza, disputado el 18 de mayo, doce días antes de Indy. La experiencia sobre una Ferrari 375  V12 4,5, (foto de apertura)  no fue buena. Clasificó 19º entre los habituales 33 participantes y en carrera mientras marchaba octavo hizo un trompo y rompió el eje trasero al cumplirse la vuelta 40. La frustración no afectó a Ascari. Por el contrario de regreso al Mundial, hilvanó una serie de 9 victorias consecutivas, récord todavía vigente, que no sólo le dieron el título de ese 1952 sino también el del año siguiente.

Acertó Clark al elegir Indianápolis por sobre Mónaco. Entró en la historia por ser el primer piloto europeo en festejar en el Círculo de Vencedores de la carrera estadounidense.

 

Existía mayor intercambio automovilístico europeo-americano en los 60 y por eso no tardó en surgir la idea de una participación humana-técnica de gente de la F 1 en las 500 Indy aunque desde 1961 ya no integraban el calendario mundialista. El estadunidense Dan Gurney, destacado piloto y luego constructor y que con los años seria jefe de Juan Manuelito Fangio en el IMSA, fue uno de los propulsores con un proyecto que le presentó a Colin Chapman. Propuso construir un auto que combinase un chasis monocasco europeo, más pequeño, con el potente motor trasero Ford, necesario para las altas velocidades de Indy. Con el respaldo de Ford avanzó la idea y a la hora de elegir el piloto, como no podía ser de otra manera, Chapman propuso a Jim Clark, su piloto en Fórmula 1. El debut  en 1963 estuvo a punto de ser exitoso. Lideró varias vueltas y sólo una demora en una detención en boxes lo relegó ante el ganador Parnelli Jones.  Tambien pudo ser triunfo  histórico de Clark de haber prosperado una protesta de Chapman contra Jones por un derrame de aceite de su Watson Offenhauser que impidió el acercamiento del Lotus 29 de Clark en los giros finales. 

“Quiero volver y derrotar a los americanos”  fue el enfático mensaje de Clark a Chapman. Volvieron al año siguiente pero el reventón de un neumático (Chapman cambió los  Firestone por  Dunlop)  en el Lotus 34 terminó con el sueño. La tercera fue la vencida. Para eso Clark debió tachar de su agenda el Gran Premio de Mónaco, previsto ese año para la misma fecha que las 500 Millas. Para eso todos pusieron  lo mejor. Jim se preparó como nunca  Chapman  volvió a los neumáticos Firestone y construyó el Lotus Type 38 equipado por un potente motor  V 8 Ford, cuyos directivos, ya ansiosos de atrapar el esquivo triunfo, contrataron a los hermanos Wood, el mejor equipo de reabastecimiento, con probada eficacia en el NASCAR.

Clark , sobre el Lotus 38-Ford , con Colin Chapman y el resto del equipo. Fue el primer triunfo de la marca inglesa en Indy en una temporada donde también ganó el Mundial de Pilotos y la Copa de Constructores en Fórmula 1.

 

El resultado fue inmejorable. Clark conquistó la victoria tras puntear en 190 de las 200 vueltas y con una amplia ventaja de 1m59s 098/1000. Se convirtió en el primer no americano en ganar en Indy desde su creación en 1916. En la parte técnica la victoria del Lotus Type 38 marcó el final de la era de los mastodonticos  monoplazas (roadsters)  equipados con los motores traseros Offenhauser y  la llegada de los diseños europeo en los chasis. Como Ascari, trece años antes, Clark regresó con todo al Mundial de Fórmula 1  con festejos consecutivos en Bélgica, Francia,  Inglaterra, Holanda y Alemania que le dieron el titulo mundial y el privilegio de ser, hasta ahora, el único piloto que en un mismo año ganó las 500 Millas de Indianápolis y el Mundial de Fórmula 1. Otros campeones de la Fórmula 1, com Mario Andretti (1969), Emerson Fittipaldi (1989-1993) y Jacques Villeneuve (1995) también se impusieron en Indy pero antes o después de su paso por la Máxima

El éxito de Clark incentivó a otras figuras de la Fórmula 1 para probar suerte en Indy. Asi al desembarco inicial del escocés y Jack Brabham siguieron los de Graham Hill, Jackie Stewart, Denny Hulme, Jochen Rindt y Mike Spence aunque ninguno saltó una fecha mundialista para poder correr. No todos tuvieron la misma suerte que Clark.  Luego de un par de actuaciones sin mayor relieve, Rindt la consideró una carrera sin sentido y muy peligrosa. Spence dejó su vida en las prácticas de 1968. Sólo Hill pudo ganar, en 1966, al año siguiente de la victoria de su amigo Clark. Para el inglés fue el comienzo de ese palmarés de campeón del mundo y ganador de las tres carreras más prestigiosas (Gran Premio Mónaco, 24 Horas de Le Mans y 500 Millas de Indianápolis) que por ahora exhibe con exclusividad y que ,con este flamante intento, Fernando Alonso  busca igualar.

 

Por Miguel Sebastián

Fotos: heminnas.com y soymotor.com

¡Enviá tu comentario!

Aviso: Los comentarios con malas palabras, links a webs externas y off-topic podrán ser borrados. Los usuarios reincidentes podrán sufrir la anulación de sus cuentas.

Sitio web

 

1 comentarios

14.04.17

A la hora de considerar el mejor piloto de la historia deberiamos recordar que Solo Graham Hill logro ganar 5 veces el GP de Monaco, 2 veces ser campeon del mundo de F1, ganar las 24 hs de le mans y las 500 millas de Indianapolis. Porque cuando hablamos de Fangio o Senna, nos referimos a los mejores pilotos de la historia de… la F1.! Pero Graham gano en todos lados.

Responder

ARTICULOS RELACIONADOS