SI 200 KILOMETROS SABEN A POCO, ¿500 ES MUCHO?

Lunes 02 de octubre de 2017
Comentá (1)

LAS PÉSIMAS CONDICIONES CLIMÁTICAS bajo las cuales se corrieron los 200 Kilómetros de Buenos Aires y los incidentes que obligaron a neutralizar la prueba en cinco ocasiones, acentuaron una sensación que se había marcado antes de la carrera: el acontecimiento creció tanto que la cuestión central, una carrera de 200 kilómetros, quedó desproporcionada. Mínima.

La categoría más tecnológica de Sudamérica, con motores V8 en autos que están preparados para ser reabastecidos en carrera, disputa su máxima cita anual sobre una distancia que no sorprende por lo exigente, que no supera la hora y cuarto de esfuerzo (estipulado por reglamento) y que tiene a sus mejores pilotos conduciendo, como máximo, unos 120/130 kilómetros. Todo sabe a poco.

Antonio Abrazian, presidente del Súper TC 2000, no es partidario de ampliar la extensión de los 200 Km. Si, quiere seguir sumando acciones extradeportivas.

 

El nombre de la carrera se ha vuelto un emblema, pero la categoría ha quedado presa de él. El TC, con coches que no tienen tanta tecnología, se bancó sin mayores dramas una carrera de 1.000 kilómetros en el mismo escenario: no hubo grandes problemas mecánicos, los reabastecimientos se llevaron a cabo sin mayores infortunios, hubo pilotos que manejaron más de media carrera sin parar y sin más consecuencias que el lógico agotamiento físico.
Por eso era hora de preguntarse si los 200 Kilómetros no debieran pasar a ser, por ejemplo, los 500 Kilómetros del Super TC2000. Con una duración acorde a la magnitud del evento, y que permita que las verdaderas estrellas, los pilotos y sus autos, se muestren más al público que va a verlos al autódromo. Pero las reacciones en la categoría fueron variadas, para nada coincidentes.
Esa es una muy buena pregunta –responde Antonio Abrazian, la cabeza visible del STC2000- Estamos de acuerdo en agregarle más contenido al espectáculo, pero más condensados, porque las audiencias de TV requieren contenidos más cortos. No veo que alargando la carrera vaya a haber más espectáculo. Creo que el camino pasa por agregar más eventos deportivos y extradeportivos que alargar la carrera, no creo que pasar de 200 a 500 kilómetros agregue más contenido”.

Facundo Ardusso (Renault) y el director deportivo de la marca, Miguel Angel Guerra, ven con entusiasmo la alternativa de ampliar la exigencia de los 200 Km

 

El líder del torneo, Facundo Ardusso, no está de acuerdo. “Creo que es un buen punto, habría que estudiarlo. La carrera es lo más importante del acontecimiento, y el automovilismo va evolucionando, compitiendo sobre mayores distancias sin problemas; como el acontecimiento creció mucho, la carrera podría acompañarlo”.

Su colega Mariano Werner también acepta que una extensión de la carrera “podría ser posible, los autos están preparados para reabastecer, pero yo no la llevaría a 500 kilómetros, la dejaría en 300, a lo sumo 400. No tiene que ser tan larga. Porque también hay que pensar en la gente que está en la tribuna, que quizás no cuentan con los medios suficientes como para seguirla. Por ahí faltan más pantallas gigantes…”.
Miguel Ángel Guerra, un ex campeón del TC2000 que ahora cumple funciones como director deportivo, la actual denominación de 200 Kilómetros “apela a un sentido histórico para que la gente venga a ver un espectáculo que ya conoce. Pero por ahí se puede hacer 300 kilómetros y ver qué pasa, porque por ahí es cierto que una hora y cuarto de carrera resulta poco para el fanático”.

Mariano Werner quiere correr más pero sin llegar a los500 Km.,"Lo dejaría en 300 o a lo sumo 400 Km" opinó el entrerriano.

 

En cambio, Ulises Armellini, director general del DTA, la escuadra oficial de Peugeot, cree que “depende de la repercusión que genere. Los 200 Kilómetros están bien, y hay que tener en cuenta que muchas de las cosas que se hicieron aquí (en el SuperTC2000) después las llevó a la práctica el TC, eso hay que remarcarlo. Los autos están preparados para correr 500 Kilómetros, pero quizás esa no es la filosofía de la carrera”.

Por supuesto que la carrera del domingo dejó una clara evidencia: un debate sobre las condiciones de infraestructura del autódromo porteño y su estado real para albergar competencias es mucho más urgente que una discusión sobre la extensión de la máxima prueba anual del Súper TC2000. El desenlace, inclusive, hizo olvidar que solo hubo un puñado de vueltas a ritmo de carrera. Está claro también que la tendencia de terminales, equipos y pilotos es más por menos: más repercusión por menos esfuerzo. También es obvio que una distancia superior conspira contra la salud de elementos, como los motores, que en la disciplina no se distinguen precisamente por su robustez.

Sigue sabiendo a poco.

 

Por P.V.

Fotos: Prensa Súper TC 2000 y Mónica Paz

 

¡Enviá tu comentario!

Aviso: Los comentarios con malas palabras, links a webs externas y off-topic podrán ser borrados. Los usuarios reincidentes podrán sufrir la anulación de sus cuentas.

Sitio web

 

1 comentarios

03.10.17

Lo que uno se va dando cuenta con los años es el egoísmo que reina en pilotos y dirigentes, les planteas un desafió para atraer o generar un espectáculo con una exigencia mayor y la respuesta es no, costos, duración para el televidente o el espectador de tribuna. (excusas) es la guita el unico tema, es ver si les reditúa o no. es ver si le tienen que garpar uno o dos dias mas a la gente. los pilotos si no los obligan no se quedan en boxes a firmar autografos (salvo contadas excepciones).
tienen todos que hacer el esfuerzo sino seguimos en picada, todos los fines de semana la nascar tiene carreras de 3 o cuatro horas, y si llueve esperan. obvio hay otra infraestructura, bueno empiezen a armarla. saludos

Responder

ARTICULOS RELACIONADOS