ROMPE EL MOLDE

Miércoles 29 de noviembre de 2017
Comentá (0)

CUANDO DEJÓ DE FABRICARSE el Clio, a no pocos les quedó la sensación de que se quedaban sin un auto que siempre caía como anillo al dedo.

Miralo, ¿está bueno, no?

 

Los tiempos, los avances, las metas, la competencia férrea y la dinámica que manda, deparan en materia de autos, nuevos modelos, cada vez más creativos, audaces e innovadores. Modelos que suplen a otros que parecía, nunca les llegaría la hora del reemplazo.

La introducción está vinculada al surgimiento del Renault Kwid, el compacto “citadino”, verdaderamente distinto, con que la marca del Rombo resolvió reemplazar al Clio. Desarrollado siguiendo los requerimientos de usuarios de nuestra región en Sudamérica, sobre la plataforma global CMF-A (Common Modularity Family) de la Alianza Renault-Nissan , y fabricado en Brasil, el Kwid es un auto distinto, si lo traducimos al lenguaje de tantos usuarios y amantes de los autos, “es un 4×4 chico”.

 

Visto desde un costado; el diseño, la forma, tornan al Kwid un auto que puede dar que hablar.

 

Su apariencia, el diseño, llevan a esa apreciación; de ahí lo logrado del Kwid que se emparenta con SUV (Sport Utility Vehicle), como dicen los peritos, los entendidos, la categoría de vehículos que no para de crecer en el mundo. Ojo, en el caso del Kwid, en apariencia, en envase chico. El auto muestra una única alternativa de motor, tres cilindros, 1.0 litros, cuatro válvulas por cilindros, 66 CV de potencia y el toque de 93Nm. La caja de velocidades manual con cinco marchas y la tracción delantera.

No sólo el Kwid por su diseño, formas e imagen, rompe con todos los esquemas en materia de coches chicos, apuntados al uso en las ciudades principalmente. También se apoya en sus líneas, el bajo consumo (al tope en el segmento), el gran espacio interior y el mejor baúl entre sus competidores con capacidad para 290 litros (con el asiento trasero rebatido, el volumen aumenta a 1100 litros.

 

Una vista del interior de la version Intens

 

La onda SUV que es su carta fuerte, queda remarcada en el mayor despeje del suelo del segmento y ángulos de ataque y de salida propios de un todo terreno. Fue mencionado entre sus atributos, el menor consumo, los datos proporcionados por Renault Argentina, lo confirman: anda 14,9 km/l en ciudad y 15,6 km/l cuando lo usás en ruta y, para tener en cuenta, el costo de mantenimiento está entre los más bajos del segmento en el que compite.

El vital item de la seguridad ha sido contemplado en especial, la carrocería reforzada con barras de protección en las cuatro puertas y ejes de alta resistencia alrededor del habitáculo, lo que forma una célula de protección para los ocupantes. De serie airbags frontales y laterales delanteros, y frenos ABS con EBD y dos anclajes Isofix para las sillas de los chicos.

Y si atrae por sus formas y diseño, la tecnología no podía quedar atrás, el nuevo Renault Kwid suma dirección asistida eléctrica en todas sus versiones, elemento distintivo en el segmento, sistema multimedia Media NAV 3.0, y en la versión “full-full”, agrega cámara para marcha atrás.

¿Llamado a revolucionar el segmento de compactos argentinos en el que se ha situado?. Porqué no; te encontrás con un nuevo concepto de auto, chico en este caso, pero con proporciones generosas que lo asemejan como te hemos dicho, a alguno de los tan deseados SUV que vez en nuestro país. En tal sentido, fijate, la altura es la mayor del segmento (18 cm) similar a un SUV mediano y los ángulos de entrada (25°) y salida (42°), hacen que sea para resaltar el manejo en caminos bravos, irregulares, apoyado a su vez por la posición de manejo elevada (32,4cm).

¿Mas características de Kwid bicuerpo?, se destaca el espacio reducido para el motor lo que permite un habitáculo más amplio. El techo trasero levemente rebajado resalta el dinamismo. Su diseño sugiere fuerza y rigidez, y al mismo tiempo generosidad en las formas. Las llantas Flex en 14 pulgadas, elementos de plástico resistente y caucho que recorren todas las puertas y le otorgan un aspecto deportivo y robusto. Otro de los atractivos principales, es la central multimedia Media NAV 3.0 de 7 pulgadas con GPS integrado y permite que cinco personas viajen con comodidad.

¿Qué más?, llave con cierre y apertura remota, computadora de a bordo, cristales delanteros eléctricos y radio con entrada USB, Bluetooth y auxiliar. La dirección eléctrica (EPS), más cómoda en maniobras de estacionamiento, ayuda a reducir el consumo y emisiones porque fuerza menos el motor que los sistemas hidráulicos, dispone del mejor diámetro de giro de la categoría, lo que permite maniobras seguras en espacios reducidos.

De paseo por Mar del Plata, el nuevo Kwid con un clásico fondo de La Feliz.

Y si le querés dar tu toque personal, podés agregarle: Deflector para lluvia. Faros antiniebla delanteros. Embellecedores de puertas. Cubre alfombra específico. Llantas de aleación 14”. Parlantes. Levantavidrios eléctricos traseros. Sensores de estacionamiento traseros. Módulo One-Touch. Comando trabas eléctricas. Protector de carter y porta vasos y objetos.

Ahora te contamos acerca de la gama del nuevo Renault Kwid, que consta de cuatro niveles de equipamiento en cada caso con el tres cilindros 1.0L 12V 66 CV y la caja con cinco velocidades.
KWID LIFE: Motor 1.0 L, caja de 5 velocidades. Aire acondicionado. Dirección asistida eléctrica (EPS). Espacio para portaobjetos. Apoyacabezas delanteros integrados y traseros ajustables y removibles. Espejo de cortesía en parasol acompañante. ABS con EBD. Airbag conductor y pasajero y laterales. Anclajes Isofix en asientos traseras (2). Toma 12v. Radio 2-DIN con Bluetooth, USB, AUX y conectividad Apple. Apertura de baúl interna. Limpia lavaluneta trasero con desempañador. Guantera con tapa. Indicador de cambio de marcha. Cinturones de seguridad delanteros, ajustables en altura.

 

Acá lo ves desde atrás, armonioso, equilibrado y con mayor despeje del suelo.

WID ZEN. Versión LIFE: agrega cierre automático de puertas en rodaje. Levantavidrios delanteros eléctricos. Cierre centralizado y comando a distancia. Encendido automático de luces internas. Espejo retrovisor interior ajustable día/noche. Alarma de luces encendidas. Manija de agarre traseras.

KWID INTENS. Versión ZEN: en caso a los anteriores, le suma media NAV 3.0. Pantalla 7“ Touchscreen. Computadora de a bordo. Tacómetro. Faros antiniebla. Bolsillo trasero en el asiento del conductor y acompañante. Tercer apoyacabeza trasero. Encendido automático de luces internas y apagado progresivo.

KWID ICONIC Versión INTENS: adiciona cámara de retroceso. Cierre centralizado remoto con apertura de baúl. Apertura electrónica de baúl con comando en tablero. Llave rebatible con botón para la apertura del baúl. Espejos exteriores eléctricos.

Los precios: Kwid Life $223.800. Kwid Zen $231.900. Kwid Intens $243.500. Kwid Iconic $249.200. Y por las dudas, la garantía es por tres años o 100.000 kms.

Jugale unas fichas grandes al nuevo Kwid.

 

Por Carlos Saavedra

Fotos: Prensa Renault Argentina.

¡Enviá tu comentario!

Aviso: Los comentarios con malas palabras, links a webs externas y off-topic podrán ser borrados. Los usuarios reincidentes podrán sufrir la anulación de sus cuentas.

Sitio web

 

0 comentarios

ARTICULOS RELACIONADOS