SE PONE EN MARCHA LA EDICION 2014 y Sebastian Buemi, el piloto más veloz en el día de ensayos, dos semanas atrás, con su Toyota TS040, produce este análisis previo a lo que llama “una fascinante carrera”:

La temporada del Campeonato del Mundo de Resistencia nos ha tratado muy bien al equipo Toyota, logramos dos victorias en las dos primeras carreras en Silverstone y Spa. ¡Por cierto que no sorprendió que disfrutáramos de ellas!

Los 165 pilotos que correrán en las 24 Horas de Le Mans desde este sábado. En la segunda fila empezando de arriba, el sexto desde la derecha, Luis Pérez Companc, el único argentino presente en el clásico, esta vez con una Ferrari 458.
SpeedAgro

Pero nunca es tan fácil como parece. Silverstone ha sido una carrera muy difícil, a pesar de que ganamos por una vuelta, ya que estaba manteniendo con mucha fuerza el coche en la pista mojada. Audi fue víctima de eso y perdió ambos sus coches de los accidentes.

Spa era más una correcta demostración de rendimiento, ya que estaba seco. Lo que salió de eso fue que Audi fue más lento de lo que era en Silverstone. Pero Porsche era muy rápido en Spa y tuvimos una muy buena batalla con el coche de Dumas-Jani-Lieb hasta que tuvieron un problema en el sistema híbrido. Es posible que hayamos sido más lento a una vuelta, pero el Porsche pierde con nosotros un poco en un turno de conducción.

El equipo Toyota en pleno con sus dos TS040. El primero de la derecha es Buemi.

Nuestro coche no sobresale necesariamente en un área, pero hemos llegado a un buen compromiso y el equipo está tomando buenas decisiones en boxes. Cuando pones todo eso junto, a veces parece que se ganó fácilmente. Usualmente, no es el caso, sin embargo.

No hay absolutamente ninguna duda de que Porsche ha hecho un trabajo fantástico – que tienen un coche rápido, sobre todo a una sola vuelta, y que lo están haciendo funcionar. Es interesante porque cuando comenzaron las pruebas nos enteramos de que estaban teniendo un mal rato. Luego vinieron a Paul Ricard para la prueba y fueron muy rápido …

Porsche a la categoría máxima de Le Mans 16 años después de su última victoria, en 1998.

Todos estamos muy impresionados con su sistema de propulsión, tal vez más de lo que estamos con el coche. Si nos fijamos en los detalles de aerodinamia, no son tan impresionantes como los sistemas de motor y los híbridos, que los hacen muy rápido en las rectas. Ciertamente tienen mucho potencia.

Así que mucho puede suceder durante las 24 Horas y es por eso que estamos tomando muy en serio a Audi en La Sarthe. Es posible que hayan optado por un enfoque conservador de este año con su sistema híbrido -lo que significa que el coche es un poco más lento de lo que tal vez podría haber sido- pero su fiabilidad debe ser buena. Por ejemplo, si uno de los sistemas híbridos de Audi deja de funcionar pueden continuar y terminar la carrera. Si el nuestro se rompe, tenemos que parar y repararlo.

La gente siempre dice que Le Mans es ahora una carrera sprint, todo el día a fondo, pero no hay que olvidar momentos como la carrera en 2010, donde Peugeot tenía un coche mucho más rápido. Perdió uno con la suspensión rota al principio y luego los otros tres al día siguiente con problemas en el motor. Le Mans todavía tiene mucho que ver con terminar la carrera, incluso si uno es un poco más lento…

El R18 híbrido de Audi defiende el título logrado en la edición anterior.

Porsche también será un serio contendiente en el Le Mans, ya que su sistema de propulsión se adapta muy bien a la pista. Debemos ser competitivos así porque nuestro sistema híbrido será menos una desventaja de lo que ha sido durante las dos primeras carreras.

Déjenme explicarles: nosotros cargamos las baterías al frenar, así que si uno está corriendo en Silverstone o Spa, por ejemplo, nos cuesta recuperar energía porque allí se frena bastante poco… En Le Mans podemos gastar 6 megajoules (MJ), y aún cuando estábamos autorizados a usar 4,3 MJ en Silverstone y 4,8 MJ en Spa, nos costaba recuperar esa cantidad de energía en frenado. Por lo tanto, luego no podíamos usar lo que no teníamos…

El sistema Porsche es diferente, porque recolecta energía del turbocompresor y, por lo tanto, siempre puede disponer del máximo de megajoules. Como se vea, entiendo que será una edición fascinante de Le Mans, porque Porsche hará vueltas muy veloces y Audi estará ahí prendido también.

(Sebastian Buemi habló con Motor Sport)

Fotos: Motorsport. com.

 

 

Jeluz | Productos Eléctricos

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre