BIENVENIDOS; BIENVENIDOS LOS QUE SE REBELAN.

Son bien recibidos en un automovilismo donde abundan las falsas frases de compromiso, para esconder broncas y muchos susurran por lo bajo pero a la hora de dar la cara se pierden en ambiguedades o si el tema trasciende, acusan a los periodistas.

Ardusso detrás de su compañero Spataro y Franco Riva en plena carrera clasificatoria, donde el campeón llegó 13º con un motor poco potente en su Renault Fluence. En la final apenas dio una vuelta y luego disparó sus quejas.

Bienvenido lo que desembuchó Facundo Ardusso, por encima que pueda haberse arrepentirse o excusarse acerca de que habló en caliente. Habrá que recordar entonces que muchas veces en caliente, los seres humanos expresan sus verdaderas sensaciones, que luego se enfrían con el paso el tiempo y el cálculo de las consecuencias de haber dicho lo que pensaban. Algo muchas veces no conveniente en un mundo plagado de intereses. Tampoco habrá que olvidar la personalidad de Facu, una de las pocas no totalmente contaminadas con los vicios del automovilismo nacional. Y no dejar de lado que no fue la queja de un piloto más o poco exitoso del Súper TC 2000. Fue la queja del campeón y líder del torneo. Nada menos.

SpeedAgro

Ojo que Ardusso no hizo ninguna revelación sorprendente. Simplemente explicitó con el importante plus cuando mandó, “si querían emparejar el campeonato, lo consiguieron”. Esa queja sobre la digitación, y los dispares rendimientos de los motores que, desde hace tiempo se escucha en la categoría con un reconocimiento general entre pilotos y directores de equipo, los que prefieren guardarla en el silencio o limitarla al cuchicheo, conocedores que en la ronda, esos “motores especiales” les tocarán alguna vez. Y si no les tocan cuando los necesitan, los piden como pasó en plenos fines de semana de carrera.

Los pulgares arriba de Yannnatuoni, Rossi y Canapino no son para calificar los motores del Súper TC 2000. Todos reconocieorn la existencia de problemas pero, como era esperado, no coincideiron con Ardusso en que la categoria quiso emparejar el campeonato.

Repasar el desarrollo de las carreras deja claro, como ya dijo Mariano Werner en Rafaela, que “hay motores y motores”. Ver los dominios contundentes que por lo general, y esto también incluye al Renault de Ardusso, ejercieron los diversos ganadores lo demuestra con una imagen que flaco favor le hizo no sólo al desarrollo de las carreras sino también a la imagen de la categoría.

Se le podrá objetar a Ardusso, cuestionándole porqué no habló cuando ganaba y era cómodo puntero del campeonato, o porqué no se rebela en otras categorías. Puede ser. Pero bueno, por algo se empieza. Por eso bienvenidos los que hablan.

 

Fotos: Mónica Paz, Prensa Súper TC 2000 y AIF.

VisionAuto en Instagram

5 COMENTARIOS

  1. La gente quiere ver héroes: tanto los que doblan a 250 km/h como los que dicen lo que los demás callan. Para que el automovilismo sobreviva, necesitamos más personalidades, menos corporativismo.

  2. Ya lo decía el relator de TV en la carrera del domingo: “como suenan los v8 !!” y sonaron ! Esta categoría es Disney: todo lo que ves es mentira, hasta lo engatusaron al pobre Sr.Toyoda haciéndole creer que los toyota eran de endeveras ! y los periodistas: se fundió el renault, el fiat hechó humo, el peugeot pierde aceite ! jaaj Si dieran buenos espectaculos uno podría hacerse el dolobu pero ni un show saben montar. Patético

  3. Hay que involucrar a las terminales en los motores. Que cada equipo supervise el mantenimiento de sus motores, que los banqueen y que elija en que auto va cada uno. Que las responsabilidades se compartan. Basta de sorteos donde el ultimo puede llegar a teneer mejor motor que el primero

  4. Que la cuenten Chimo quieran, pero hoy Ardusso se recibió de panqueque sino lean lo que dijo
    Con respecto a su posición luego de la conversación, Ardusso indicó: “Quedaron las cosas en claro, y hoy no pienso lo mismo que el domingo, pero sí pienso que los motores serán claves en la definición del campeonato, si no se logra la paridad que necesitan equipos y conjuntos tan profesionales. El parámetro debe reducirse y no contar con una brecha que oscila entre los 10 y 15 caballos de potencia”.

    Mal parado quedaron lo que defendían sus declaraciones del domingo. FELICIDADES!!!!🍺

  5. Oscar:
    Si leiste la nota habrás visto que, conociendo como terminan estas cosas, hicimos la salvedad que la actitud de Ardusso de hablar tenía su valor “por encima que pueda arrepentirse o excusarse que habló en caliente.”
    Está claro que una vez más prevalecieron los intereses y/o aprietes, pero como positivo queda el hecho que por un momento alguien dijo lo que pensaba y que, y esta es mi opinión, en definitiva es la verdad.

    Retribuyo tus FELICIDADES

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre