SOLO CONTRA EL RESTO.

Tardó 99 carreras en lograr su primera victoria. Ahora, 10 carreras después de aquel primer festejo, Chase Elliott consiguió, en Kansas, su tercer éxito y está entre los ocho que buscan los cuatro lugares para pelear por el campeonato de la Monster Energy NASCAR Cup Series. Ah, y es el único Chevrolet que está en el selecto grupo.

El hijo del miembro del Salón de la Fama de la NASCAR, Bill Elliott, dio el golpe en la carrera de eliminación de “La Ronda de los 12” de los play offs. El joven piloto, de 22 años, aprovechó el castigo que recibió Kevin Harvick con el Ford, por exceso de velocidad en los boxes y luego heredó la punta cuando el Ford de Brad Keselowski entró a recargar nafta en la vuelta 224, para mantenerse adelante hasta el final.

El festejo a puro trompo de Elliot, que ganó su tercera carrera de las últimas 11 que disputó.
SpeedAgro

Kyle Busch, uno de los principales candidatos a la corona, terminó como escolta y, junto al vencedor, Kurt Busch, Kevin Harvick, Martin Truex Jr. Clint Bowyer, Joey Logano y Aric Almirola, lograron clasificar a la “Ronda de 8”. de la que salen los cuatro finalistas. En cambio Kyle Larson, tercero, el principal piloto del Chip Ganassi Racing, quedó eliminado de la siguiente fase, al igual que Alex Bowman, Keselowski y Ryan Blaney.

“El año pasado tuvimos muchas carreras sólidas, pero no pudimos ganar. Ahora, no nos podemos conformar. Estamos en un momento muy importante de la temporada y tenemos mucho trabajo por hacer. Falta mucho para el final”, señaló Elliott;  dalo por hecho, busca un nuevo triunfo el domingo en el Martinsville Speedway de Ridgeway, Virginia.

Así el play off de la NASCAR. Cada vez falta menos para conocer al campeón.

 

Fotos: prensa NASCAR.

Jeluz | Productos Eléctricos

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre