UNA CARRERA ESPECIAL

Era sin dudas los 1.000 Km., y entre tantas particularidades dos destacadas, que no hubiera pruebas clasificatorias y que, por su larga duración quien largara último no lamentase esa situación.

Castellano junto a sus invitados Joel Gassmann y Gustavo Micheloud. Pinchito confió tanto en ellos que le cedió a Gasmann la responsabilidad de largar desde el primer lugar.
SpeedAgro

“No me preocupa largar último porque por ser tan larga es una carrera donde van a pasar muchas cosas”, reconoció Matías Rossi en el diálogo en la parte interna del box del Donto. A diferencia del resto de su colegas que largaban por sus posiciones en el campeonato, el Misil partía último en cumplimento de la sanción por haber llegado a los tres apercibimientos. Adelante salía el anaranjado Dodge que habitualmente conduce Jonatan Castellano, quien decidió cederle ese honor al entrerriano Joel Gasmann, uno de sus invitados y de sus pilotos en el TC Pista. Ni siquiera la posibilidad de lluvia modificó la postura de Pinchito. Se vio que le tenía confianza a su invitado, pese a que aún no ganó en el TC Pista.

Precisamente esa  lluvia que hizo una pequeña visita en la cambiante tarde climática del Galvez era, junto a los boxes abiertos, una de las preocupaciones de Rossi. “Mi preocupación es por lo que puede pasar con algunos pilotos invitados sin experiencia en llevar un TC. Si por ser un auto más pesado y potente se les hace difícil sobre piso seco, imaginate cómo se incrementan los riesgos con la pista mojada”, explicó Matías antes de advertir que tanto en ese caso de la lluvia, como en la temida y discutida posibilidad de un multitudinario ingreso a boxes duarnte la presencia del auto de seguridad, quedaremos a la buena de Dios…”

El cambio de pilotos fue practicado por los equipos. Era una de las tantas instancias importantes que podían definir el resultado de la carrera.

A pesar de no haber estado prevista en varios pronósticos, la lluvia no era una visita para descartar. Si aparecía, podía ser decisiva en el desarrollo de la carrera. Además, representaría una buena prueba para verificar la eficiencia de los trabajos en la parte hidráulica realizados en el Gálvez para evitar la anegación de la pista, que el año pasado complicó  los 200 Km de  Súper TC 2000

“El objetivo es terminar y si es posible en la vuelta de los ganadores, algo que significaría estar entre los 5 primeros” calculó Matías, quien estimaba que los primeros ingresos a boxes para recargar combustible se producirían a partir de la vuelta 30. Te recordamos que todos los autos largaban con el tanque a full, con 100 litros de combustible. ”Es lo mejor porque el tiempo que perdés en una entrada para recargar combustible, no lo podés recuperar en pista”, opinó el Misil sobre una de las novedades reglamentarias.

“Estoy conforme con los chicos”, destacó Rossi sobre Gastón Ferrante y Federico Iribarne, los dos pilotos del TC Pista con quienes compartóa la conducción del Ford. La idea inicial de Matías fue tener como compañeros a Esteban Guerrieri  y Franco Vivian, pero ninguno fue autorizado por la ACTC. Una restricción que también forma parte de particularidades de los 1.000 Km de TC.

 

Fotos: matirossi.com.ar,Prensa ACTC y AIF.

Jeluz | Productos Eléctricos

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre