ESTE ANTICIPO LLEVA  la firma nada menos que de Pablo Peón, el presidente del Súper TC 2000.

Si se cumple pondrá fin a la gran incògnita que esta abierta sobre el piloto top que llegará a Chevroelt para ocupar la apetecible butaca que dejó libre Agustín Canapino con su ida a Peugeot. Un tema que llevó a barajar a otros nombres calificados como los de José María López y Matías Rossi.

A propósito del la versión sobre el posible regreso del Misil  a Chevrolet, posibilidad que fue concreta y finalmente se frustró, Peón contradijo a Sebastián Pereyra, uno de los socios del Pro Racing quien le reconoció a Visión que le pidieron a Peón su intervención para contratar a Rossi.

«No hice ninguna gestión, ni para que Matias se quede ni para que se vaya de Toyota», le dijo Peón a VA mientras terminaba el Súper 8 del TC 2000 que Lucas Colombo Rusell le ganó a Julián Santero.

«No es como se piensa. No sugiero ni pongo, ni saco pilotos, simplemente les aconsejo a los equipos lo que me parece que es mejor para sus necesidades e intereses», acotó Peón. No aclares Pablo que oscurecés..

 

Por el equipo de VA (Especial desde Potrero de los Funes)

 

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre