JUAN MANUEL LÓPEZ le encontró la vuelta  a algo que fue y es un karma para varios colegas argentinos: correr con continuidad en Europa.

SpeedAgro

Es cierto que las pretensiones de Cochito no están puestas en llegar a la Fórmula 1, ni siquiera en participar en otras categorías de monopostos. Esa ilusiones las tuvo hace ya una década larga cuando arrancó en la Fórmula 3 Italiana  y siguió en la Inglesa, pero como las de tantos, quedaron en el camino y debió volverse a la Argentina, en cuyo automovilismo tuvo un paso no muy trascendente. Tal vez por eso hace un par de años volvió a mirar a Europa, pero en este caso a los autos de GT Open. No le fue mal porque en el 2010, salio campeón en España y el año pasado terminó segundo.

“Este año el objetivo es volver a ser campeón” , proclamó sin estridencias Cochito ante la ansiosa mirada de su pádre, el extravertido Cocho, y dos personalidades siempre cercanas como el extrañable José Froilán Gonzalez (“siempre estoy presente para dar una mano cuando hay un argentino que va a correr a Europa”), que con sus 89 años se bancó la agobiante temperatura porteña, y el empresario Cristiano Rattazzi,  presidente de Fiat Auto Argentina, que hizo un lugarcito en su nutrida agenda .

Para cumplir ese objetivo Juan Manuel dispondrá de una Ferrari 458 GT2 que compartirá con el italiano ex Fórmula 1 (corrió 20 carreras entre 1995 y 1996 con los modestos Pacific y Forti) Andrea Montermini, que comenzará a acelerar en las pruebas de marzo y desde el 27 de abril en Portimao, Portugal, en un calendario de 8 fechas dobles que además visitará trazados tradicionales como Nurburgring, Spa, Brands Hatch, Paul Ricard  y Monza,  y otros con menos historia como Hungaroring  y Montmeló. A futuro más lejano, hay un gran objetivo que Cochito revela sin vueltas. “Mi sueño seria correr alguna vez las 24 Horas de Le Mans” dice ilusionado.¿Por qué no?

“Nos interesó Juan Manuel porque lo vimos correr el año pasado como rival y nos pareció un piloto ideal para este tipo de carreras”,  le cuenta a VA, el italiano Raimondo Amadio, el longuineo director de la Escuderia Villorba Corse que tendrá al argentino en un plantel de pilotos donde también podría agregarse otro italiano ex Fórmula 1: Alex Caffi. ”Queremos ganar y por eso buscamos pilotos profesionales” agrega Amadio (foto con Cochito), quien destaca que “Juan Manuel no paga ni cobra”, pero reconoce una gran presencia de “gentleman driver” en la categoria que  llegan a pagar hasta  650.000 dólares por temporada. Sobre el final, calcula el costo de la Ferrari que manejará el hijo de Cocho: «1.000.000 de dolares», larga sin inmutarse. Acelerála pero también cuidala Cochito.

Foto

Por Miguel Sebastián

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre