EL REMEDIO NECESITADO.

Coinciden los pilotos del Súper TC 2000 en que el famoso Push to Pass (sistema que durante unos segundos otorga una potencia extra de 40/50 HP para permitir sobrepasos), es el mejor remedio para combatir la enfermedad de las carreras lineales ofrecidas por la categoría. Una de esas carreras fue el Sprint, ganado por el campeón Matias Rossi, gracias a su astuta largada (foto de apertura), cuando sorprendió al poleman Leonel Pernia. El Tanito como defensa sólo atinó a barajar la posibilidad que Rossi, hubiera largado a mayor velocidad que la permitida (80 km/h). No se comprobó.

Mirá la largada:

 

Canapino sale de boxes tras cambiar una goma dañada en un toque con Sapag, al tiempo que Rossi avanza por la recta principal. El Titan tuvo un sábado para el olvido. Largo último por un trompo en clasificación, y terminó 16 entre 17 autos que largaron.

Esa coincidencia de criterios en los corredores en cuanto al Push to Pass, no ha mostrado un total convencimiento. Hay quienes como Facundo Ardusso y Bernardo Llaver, no lo han visto acorde con el automovilismo puro. “Pero si a la categoría le sirve para mejorar las carreras bienvenido sea”, dijo Facu, autor en el giro final de uno de los pocos sobrepasos al quitarle Matias Milla el octavo lugar, y de esa forma ponerle algo de decoro a su estreno en el equipo Honda. A Llaver se lo notó más escéptico, “no me gusta porque no es algo genuino. Si nos pasamos con tres cuarto de auto está bien, pero si la diferencia en mayor se va a desnaturalizar todo y ya nadie querrá arriesgarse a pasar a otro en las curvas”, señaló el mendocino.

Hubo otros que no mostraron dudas del Push to Pass, ocurrió con Leonel Pernia y Julián Santero, los otros integrantes del podio sabatino en la carrera clasificatoria que en Gálvez abrió el campeonato de Súper TC 2000. “Van a salir lindas carreras”, se entusiasmó Leo mientras Julián destacó que “más allá que guste o no lo importante es que le sirva a la categoría que estaba necesitando mejorar sus espectáculos”.

Toyota anunció la incorporación del equipo Junior dirigido por Claudio Pfening. Sus pilotos, los jovenes Ian Reutemann y Nicolás Moscardini. Debutará en la tercera fecha, 11 de abril en el Oscar Cabalén.

Matías Rossi también se alineó en el bando de los defensores del Push to Pass, pero con alguna prudencia. “Será cuestión de ver que pesa en este comienzo, y así ir ajustando las cosas. Su beneficio será cuestión de estrategia y suerte, porque por ahí la aparición de un pace car te puede complicar. Lo que es seguro es que va en contra de los pilotos que con menos autos buscan defender su posición”, explicó antes de advertir frente a posible complicaciones de toda novedad técnica que “no olvidemos que es la primera vez”

A no olvidarlo…

-publicidad-

2 COMENTARIOS

  1. Que mal esta la categoria para pedir por el push to pass como salvador……. Espero que no sea otra payasada destinada al fracaso como fue por ej. la vuelta joker.
    Hoy no se si hubiera servido tampoco, al menos en los puestos de punta.
    Me parece que si intentaran correr en trazados mejores (ej. el 12) y si el parque de autos mejora, no seria necesario.
    Saludos.

  2. Los autos necesitan reduccion de carga aerodinamica y goma…al igual que el tc. Asi no van a hacer falta esta payasadas heredadas de la f1…

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre