ESCUCHAMOS DECIR ESTAS COSAS EN RÍO HONDO y no pudimos evitar hacer nuestras propias reflexiones.

  • “No vino mucha gente a ver la carrera por la falta de combustible. ..” (Héctor Farina, director del Autódromo de Río Hondo, explicando una concurrencia a la carrera del TC 2000 que ni siquiera anduvo por la mitad de los 20.000 personas informadas oficialmente.

Perdón don Farina ¿Y la gran cantidad de turistas que poblaron las calles de Rio Hondo, en que vino? ¿No será que tres carreras en poco más de dos meses (hubo TC el 9 de mayo y Top Race el 19 de junio) es mucho, incluso para los más fanáticos?

  • “Dejá, dejá, no la mires, si son aburridas las carreras de TC 2000…” (De un irónico Pablo Peón a un fiel colaborador durante los primeros metros de la carrera final y en los pocos segundos en que estuvo caliente la lucha entre Falaschi y Ledesma)

Pablo, menos mal, que enseguida te fuiste de la sala de prensa, porque de haberte quedado hubieses bostezado como la gran mayoría hizo durante las restantes 25 monótonas vueltas de la final.

  • “Lo tenemos desde principios de temporada y no somos el único equipo que lo usa.” (Juan Cruz Alvarez, más sorprendido que enojado por la desclasificación de los Peugeot 307 en las series por un buje de la parrilla inferior, fuera de reglamento)

Muchachos de la Técnica. Si es cierto lo que dijo Juan Cruz, ¿qué miran en las verificaciones previas?

  • “Dejamos la atención de Ricardo Gliemmo porque no nos servía que estuviese en el box sólo un ratito en cada fin de semana” (Guillermo Ortelli y su particular explicación sobre el sorpresivo alejamiento de su chasista en el Dole Racing, su equipo de TC)

Guille, menos mal que Gliemmo iba un ratito nada más a ver tu Chevrolet ¿Cuántos puntos más de ventaja (ahora lleva 20) hubieses sacado en el campeonato si le daba más bolilla al equipo.

 

-publicidad-

1 COMENTARIO

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre