SE INTUÍA, los más observadores lo percibían.

Norberto Fontana y Sergio Polze no estaban atravesando un buen momento en el Sportteam de Top Race V6. «Norberto estaba incómodo y bueno, yo hablé con Polze y con Fontana y pudimos ponernos de acuerdo, digamos que fue un acuerdo tripartito”, le ha contado Gabriel Furlan a Visión acerca de la salida del arrecifeño del Sportteam y su regreso al GF Racing de TRV6.

 

 

El Gigante no tuvo un paso afortunado por el Sportteam, adonde llegó para ocupar el lugar de Agustín Canapino ante su partida al Midas Racing, con el que sigue siendo dueño y señor de la categoría. Fontana dejó muestras de su incomodidad, eso sí poco perciptibles,  durante el finde semana en que el TRV6 pasó por Rosario. Para colmo, en el circuito boutique como supo definirlo Pablo Peón, el Gigante tuvo un despiste espectacular en las prácticas, que siguió a otros protagonizados en Súper TC2000 y TC en las últimas carreras. Argumentó “me quedé sin frenos cuando iba a fondo”.

“Sí, la verdad no estaba cómodo en el Sportteam, no pude darles los resultados buscados, cometí algunos errores, el equipo también se equivocó, entonces entendí que lo mejor era que cada uno siguiera su camino”, declaró Fontana. “Ahora en el equipo de Gabriel al que conozco muy bien, estoy seguro en que de movida nomás, seremos protagonistas”. En su anterior paso por el GF, corrió 18 carreras, ganó 4 y subió 10 veces al podio.

Lo esgrimido por el arrecifeño en Rosario sobre el comportamiento de su coche, trascendió, no le cayó bien a Polze al que para nada le gusta que le toquen a su “hijo”, el Sportteam. En el ambiente de la categoría, también algunos se preguntaban porque Fontana no conseguía resultados con el mismo auto que dominaba con Canapino.

Con su grupo cercano Polze y el principal patrocinante, se habían puesto de acuerdo en el verano para contratar a Fontana como reemplazante de Canapino. El exF1 parece que era en el Sportteam el único que percibía sueldo y además, podía volcar sus propios patrocinantes en los espacios convenidos en el Mercedes que manejó, con lo que incrementaba su ingreso. En cambio, Matías Rodríguez, Johnnito De Benedictis y Lucas Guerra, aportan dinero al equipo, y por cierto los resultados los acompañan; acordate, Debenedictis ganó en Rosario y Rodríguez lo escoltó.

Seguro y convencido del material rodante que cuenta el Sportteam, Polze afirmó en Rosario, “estoy convencido que el Sportteam le va a pelear el campeonato a Canapino; contamos con cuatro autos competitivos”, frase que pudo leerse como mensaje tal vez a Fontana. Sus autos funcionan…

“Si podría tener algún problema con Norberto en caso de no tener resultados?; noo, no; nos conocemos muy bien y nos entendemos; cuando el se fue después de correr en TRV6 con nosotros en media temporada de 2012 y el 2013 completo, trabajamos muy bien. Su alejamiento tuvo que ver exclusivamente en razones económicas, se habían ido un par de sponsor…”, ha considerado Furlan al hablar con VA.

Cerrado el paso de Norberto por el Sportteam, ¿Quién podía reeemplazarlo?. El nombre surgido era el de Facundo Ardusso.  Le interesaría a Polze y también a Alejandro Urtubey, presi del TRV6; contar con Facu, uno de los mejores pilotos argentinos y de paso, plantearle batalla al gran dominador, Canapino.


Por C.S
Foto: Facebook Fontana

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre