SIEMPRE ES MAS FÁCIL culpar al mensajero que tener el valor de asumir lo dicho. No hay nada nuevo bajo el sol. Sin embargo, extraña en alguien como Hugo Cuervo, que durante muchos años enfrentó como pocos a Oscar Aventin.

Sin embargo parece que el fantasma de la ACTC lo persigue (¿será que realmente le teme?). Acaso lo ha demostrado, incómodo, al apurar el paso para salir a desmentir lo que dijo sin presiones ni apuros en la apacible tarde del sábado en el Gálvez, durante una charla que duró varios minutos mientras giraba el Top Race (la categoría donde desembarcará en 2012) para la Carrera del Año.

SpeedAgro

No ha extrañado tanto la desmentida, algo habitual en La Argentina, en este caso de protagonistas del automovilismo, como también suele suceder en otros deportes y ámbitos diversos. Lo que llama la atención es que sólo la focaliza exclusivamente en lo publicado por el Diario Clarín, siendo que en dicha conversación participaron los cronistas de las revistas Campeones y Corsa y el diario deportivo Olé, los que también publicaron sus dichos, incluso más ampliados en sus respectivos medios.

 

Cuervo junto a Girolami en los tiempos del Lincoln Sport Group, a principios de año. El GPG Racing (Girolami, Ponce, Giallombardo) se desligó de las declaraciones del escribano, efectuadas el sábado en el autódromo porteño.

De que Cuervo dijo lo que dijo, también publicado por Visión Auto el mismo sábado como habrás visto, pueden dar fe Alejandro Urtubey, presidente del Top Race y Manuel, el hijo del escribano hasta hace poco también suspendido por la ACTC. Ellos fueron los otros participantes de un charla realizada en un tono amable, e incluso con varios off the record al estilo del escribano, densos…, que como buenos profesionales los periodistas supieron respetar. Algo que no hizo el escribano al poner en duda la credibilidad de un periodista que escuchó y escribió lo mismo que el resto.

¿Por qué habrá sido la diferencia?

 Por el equipo de VA

 

 

Jeluz | Productos Eléctricos

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre