LA BATALLA FINAL.

Se define el título de la Fórmula 4 Italiana y nuestro Marcos Siebert, bajo el ala del Jenzer Motorsport, busca quedarse con el campeonato en un autódromo legendario como el de Monza, donde la categoría cierra su temporada. ¿Y quiénes su rival por la corona? Uno con un apellido muy pesado: Mick Schumacher, el hijo de Michael.

Si bien la diferencia a favor de Marcos es de 25 puntos en la tabla, la real y por sistema de descarte es de 19 antes del comienzo del fin de semana, que pone 63 unidades en juego en tres carreras. Por su parte el teutón, que corre con un auto del equipo Prema, viene de ser subcampeón en la F4 Alemana.

Siebert y Schumacher, un mano a mano espectacular para definir al campeón.

 

Para Siebert, el mayor mérito este año ha sido la regularidad, la inteligencia y el gran nivel de velocidad en todo momento. Con 7 podios y 3 victorias, desde un comienzo ha estado mentalizado en pelear el campeonato, dedicado ciento por ciento a la preparación física y al auto. Sólo le falta un pasito…

Así palpita Marcos la definición:

 

Por el equipo de VA.

Foto: prensa Marcos Siebert.

-publicidad-

1 COMENTARIO

  1. Marcos Siebert: todo un ejemplo de tesón, dedicación y espíritu de trabajo que en estos momentos no está debidamente reconocida.
    Llegar a la instancia final de un Campeonato es muy difícil.Marcos lo ha logrado.

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre