EN TODOS LOS LUBRICANTES Y CON OTRAS VENTAJAS.

Nuevos colores, nuevas etiquetas y un diseño más ergonómico:  es lo que encontrás en el nuevo bidón que Total ha develado para su gama completa de lubricantes Total y Elf. Sumado al desarrollo de los nuevos packagings, Total Lubricantes contribuye a la ambición del grupo, de ser el principal actor en la energía responsable. Particularmente, la reducción del peso de los bidones va a prevenir la emisión de 9500 toneladas de CO2 (calculado sobre la base de volúmenes y factor de conversión de CO2 ADEME, han puntualizado desde la compañía) cada año, debido al ahorro de materias primas.

Los nuevos bidones de Total y ELF innovan son más prácticos y sus etiquetas son más fácil de leer, cuentan con detalles que te ayudan como a todos los que utilizan los lubricantes, a identificar la calidad premium del producto.

¿Quién no se ha encontrado mirando una fila de aceites de motor en un estante, sin saber cual elegir? Con los nuevos bidones de Total, los usuarios pueden identificar al producto que necesitan a primera vista, gracias a sus colores: Dorado platinado para los de nivel superior; Plateado para nivel medio y Bronce para la entrada de gama. Los compradores  identifican los que necesitan viendo la nueva etiqueta, más clara y como te decimos, más fácil de leer.

La información esencial de los lubricantes, fíjate, simula al tablero de un auto, mostrando la viscosidad, las aprobaciones de los fabricantes y un código QR utilizable para confirmar la autenticidad del producto en un instante. Es una etiqueta diferente a cualquier otra, y un gran avance en la transmisión de información en forma sencilla sobre los lubricantes.

A su vez, el nuevo bidón ofrece nuevo diseño, con una manija más ergonómica que facilita su agarre y transporte. La tapa también rediseñada funcionalmente, para que sea más fácil de verter en el cárter. “Siempre hemos ofrecido productos que son fácil de descifrar para los clientes”, dice Jean Parizot, vicepresidente Automotive de Total Lubricantes. “Pero los compradores de hoy necesitan información diferente sobre los productos y cómo usarlos, por eso decidimos rediseñar nuestros bidones dándoles una nueva forma, color y etiqueta. El desafío fue mantener un diseño distintivo de tal modo que los clientes puedan identificar fácilmente los productos Total y Elf. Pienso que logramos nuestro objetivo, y los resultados están a la par de la performance de nuestros lubricantes, en otras palabras, ¡excelente!”.

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre