EL URUGUAYO MAURICIO LAMBIRIS…

…se quedó sin nada en Paraná, perdió el 3º puesto y todos los puntos logrados en la última de la etapa regular del TC, más allá que ingresara a la Copa de Oro en 8º lugar. Y por otro lado cosechó mucha bronca y fastidio.

Como sabés, el motivo fue su exclusión luego de la revisación técnica posterior a la carrera ganada por el Misil Rossi.

SpeedAgro

El jefe técnico de la ACTC, Alejandro Iuliano había dicho a visionauto en Paraná, “vamos a revisar los motores completos de los tres primeros, de los 12 que entraron a la Copa y del ganador de la etapa regular (Jonatan Castellano). También inspeccionaremos los discos de freno”.

El uruguayo festejando su primera victoria en TC, en La Carrera del Millón en Rafaela hace poco.

Así lo hicieron y luego de los respectivos procedimientos, fue detectado en el motor Ford del auto de Mauricio Lambiris atendido por el equipo del Gurí Martínez, cuyo motorista es Julián Adamo, que dos cilindros mostraban el índice de compresión excedido, de acuerdo a lo que trascendió desde el área técnica, en 0,2. Bastaba para excluirlo, sin embargo midieron un tercero y también se excedió (0,1).

“Pedí una explicación de lo que pasó. Entre hoy y mañana me voy a juntar con el Gurí Martínez para ver cómo seguimos. Esto se puede entender como un error o como algo hecho adrede”, manifestó en su cuenta de Twitter el uruguayo Lambiris, visiblemente molesto.

Ante el impacto que generó la exclusión, en su cuenta en Facebook, Lambiris dio su explicación.

“Lamento informar que luego de terminada la final de Turismo Carretera y habiendo obtenido el 3er. escalón del podio, fuí excluído luego de la revisión técnica realizada por el Departamento Técnico de la ACTC. El motivo de la exclusión se debió al incumplimiento de la compresión de motor límite, estipulada por el reglamento técnico. Los procedimientos de medición efectuados por el Departamento Técnico de la ACTC  se realizaron de manera correcta, superando tres de los seis cilindros en una décima la compresión reglamentada. De acuerdo a lo analizado, esto se produjo por la rotura de un aro en plena carrera, lo que generó una fuga de aceite, haciendo que la cámara se llenara de aceite y por consiguiente, se produjera carbón en los cilindros. Estamos totalmente de acuerdo con la determinación tomada por la ACTC, ya que existe un reglamento y se debe cumplir. Simplemente, queremos aclarar que la décima de más arrojada en la medición, tiene que ver con la rotura de un elemento (aro) en plena carrera. Pido disculpas a todo mi grupo de auspiciantes, familia, amigos y parcialidad de Ford”.

¿Que dice el reglamento?. Artículo 37. La relación de compresión será para todas las marcas de 10.5.
Inc.1: La Comisión Técnica puede disponer el control de la mencionada relación de compresión en cualquier momento de la competencia.
Inc.2: En caso de que dos cilindros “como máximo” excedan hasta en 0.1 la relación de compresión permitida por el reglamento técnico, se autorizará a medir los cuatro restantes y obtener el valor promedio de los seis cilindros medidos, si este es igual o menor al valor máximo permitido por el R.T (reglamento técnico), se dará por valida dicha medición, en caso de tener más de dos cilindros excediendo el valor máximopermitido y aunque el promedio sea igual o menor al valor máximo permitido por el R.T. se considerara fuera de reglamento el motor verificado.

A todo esto, una de tantas opiniones, el tuit del constructor Rodolfo Di Meglio (@Rododimeglio), como otros habitantes del ambiente ante anteriores circunstancias vinculadas a una exclusión, apelando al “error”. Esto tuiteó el técnico.

Se está hablando demasiado me parece. Cualquier persona q haga automovilismo sabe que una o dos décimas en 10,5 ptos no aumenta ni 1 hp la potencia del http://motor.Si lo hago adrede lo hago por mucho más para sacar ventaja de verdad.Esta mal…si. Pero es un error.

El  motorista Adamo, personaje clave en este intringulis, alegó acerca de lo sucedido en el programa radial Vuelta Previa (AM550), que el “motor consumió más aceite de lo normal, y en la final más aún (unos tres litros). Casi seguro se juntó carbón en la tapa de cilindros y en la cabeza de los pistones; es cierto que trabajamos al límite, uno no quiere regalar nada, todo está difícil y muy competitivo”,

Agregó que en ocasión de la carrera en Rafaela, luego ganada por Lambiris, midieron la compresión y dio 10,4. Adamo y su grupò de colaboradores estaba abocado a hacer las comprobaciones necesarias para establecer las causas que llevaron a que el motor estuviera “pasado” de compresión. Al mismo medio, agregó, “en Paraná no medimos antes la compresión, fue un error, estabamos confiados porque no modificamos nada”. El preparador admitió que renunció como preparador de los motores del equipo de Omar Martínez, “¿que me respondió Omar?, me dijo “tranquilo”, nada más”.

El episodio de Lambiris, tomó más impulso al aparecer el nombre del Gurí Martínez, esta vez como director de equipo mientras aún no ha anunciado su retiro como piloto en forma oficial. El entrerriano sufrió tres exclusiones en TC, y en su provincia. Una vez debido al motor, la siguiente por la caja de velocidades (ambas situaciones en Paraná) y la restante y más resonante, en 2016 en Concordia también por inflingir el reglamento técnico en el motor, lo que disparó una gran polémica y cuestionamientos hacia Martínez, campeón de la temporada anterior…

 

Fotos: Twitter

 

VisionAuto en Instagram