EL MÁS RÁPIDO PERO SIN POLE.

Mariano Werner nunca festejó un Día de la Primavera con el tradicional picnic. No fue la excepción esta primavera 2019 que lo ve ya consolidado como piloto profesional y una de las figuras del automovilismo nacional

SpeedAgro

“Desde chico me gustaron los autos y por eso siempre los días de primavera los pasaba en el taller, aprovechando para trabajar en los autos”, le cuenta a visionauto tras el saludo a los integrantes de su equipo, el Fadel DTA Racing, apenas enterado en la soleada tarde de Paraná, que nadie podía quitarle el mejor tiempo clasificatorio para la 12ª fecha de la temporada y de la Copa de Oro. Una satisfacción que no fue total por el recargo de 6/10, por la rotura del motor en los entrenamientos del viernes, que lo relegó al  12º puesto.

Omar Martínez recibió el afecto de sus hinchas en la antesala de su retiro del Turismo Carretera. Clasificó 23º por delante de Guillermo Ortelli (27º), su histórico rival.Larga 8º en la segunda serie.

“Igual voy a festejar porque fui el más rápido y el mejor de todos”, anunció Mariano en el parque cerrado, sin soberbia, ni bronca, sobre la pole que sólo le aportó al satisfacción personal, porque tambIén se quedó sin los 2 puntos reservados al poleman, el dato estadístico y el número 1 en la alineación del damero. Privilegios que heredó Mauricio Lambiris, su escolta en la pista, y quien en el centro del panel de la conferencia de prensa no desbordó felicidad por su segunda pole en el TC, al punto de reconocer que “antes que festejar una pole prefiero ganar la carrera…”

Tenía buenas chances de ganar este uruguayo por ahora afuera de la Copa de Oro y apuntaba sus ilusiones de ser el primer extranjero en lograra un título de TC, a la alternativa de los Tres de Último Minuto, que entra  en acción en la fecha final. Otra particular alternativa implementada desde hace varios años por la ACTC para abrir el abanico de candidatos al campeonato hasta la fecha final  y así sostener “este show que venimos a dar” como defiinó y sutilmente justificó Lambiris a toda esta situación. Paradójicamente estas alternativas y agregados no existían en esos tiempos pasados que tanto se añoran del automovilismo.

Sobre un Ford del equipo del Gurí Martínez, Mauricio Lambiris logró su segunda pole en 72 presentaciones en el TC. La anterior fue en Posadas 2018. «Tengo un auto para ganar» aseguró el uruguayo.

También las chances de victoria eran firmes para Matías Rossi y Johnnito De Benedictis, los otros pilotos que completaron el dominio de Ford, solo mechado por el tercer lugar del Dodge de Valentin Aguirre, el actual líder de la Copa de Oro. El Misil ya ganó pero tras su flojo arranque no podía fallar. Johnnito precisaba esa victoria y según repitió “esta es la mejor oportunidad”. Al igual que Lambiris, de lograrla, sería un buen regalo para la despedida del Gurí Martínez, el dueño del equipo.

¿Y Werner?. No era el candidatazo que hubiese sido con la pole, en un circuito que conoce mejor que su casa de su Paraná natal. Con el recargo largaba en la tercera serie con tres ásperos como Valentin Aguirre, Gastón Mazzacane y Agustin Canapino, adelante. Igual nadie lo descartaba. Todos sabían que Mariano en Paraná tiene un plus.

(Especial desde Paraná, Entre Ríos).

Fotos: Prensa ACTC.

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre