HA HECHO GOLES en todos lados… hasta con los autos. Fijate:

Bruno Marioni Giménez nació el 15 de junio de 1975 en Paraná, Entre Ríos. En 1995 debutó en la primera de Newell`s Old Boys de Rosario como un clásico número con buen juego y gol. Por lo menos así lo marcó su carrera.

Jugó en 12 equipos de fútbol profesional por el mundo, desde la Argentina, hasta en Portugal, donde defendió los colores del Sporting de Lisboa. Fue referente en México, país en el que alcanzó la gloria en el Torneo Clausura con el UNAM en 2004 y en la Copa Campeón de Campeones. ¡Ah! y donde se retiró en 2009, cuando vestía la camiseta de Estudiantes Tecos.

-publicidad-

En total clavó 126 goles, como jugador profesional y en la vitrina, además, tiene tres títulos: los dos en México y, tal vez, su alegría más destacada, la Copa Libertadores con Boca Juniors en 2007… No obstante, también ha sido condecorado como «Goleador del Torneo de Clausura mexicano» en 2004 y 2006.  «Goleador de la Copa Sudamericana», en 2005 y «Goleador de la InterLiga mexicana», en 2008...

Varios goles y festejos ha tenido este jugador de fútbol que, cuando colgó los botines, se subió a un Fiat Linea Competizzione, categoría en la que logró el subcampeonato el año pasado… 

Y sí, a todas estas conquistas con la número 5, le agrega el campeonato de la Punto Abarth que ha logrado este fin de semana, después de terminar segundo de Sciaccaluga en la final de Potrero de los Funes

Por eso, Brunito, como le decían cuando era goleador, declaró y le agradeció a Leo Pernía, otro exfutbolista devenido piloto: «Estoy muy feliz. Fue una última vuelta en la que se definió todo y en la que conseguí el campeonato. Se dio que pude terminar segundo y lograr el título. Lo sentía perdido, me rocé con Miguens y pude superarlo y luego Llamazares comete el error y pude terminar segundo. Si pienso que a mitad de año luchaba por entrar al Playoff y ahora soy campeón, no lo puedo creer. Cuando está la posibilidad hay que aprovecharla y hoy lo hice. Quiero agradecer y dedicárselo a mis viejos y a todos los que me apoyaron, como Leo (Pernia), que fue quien me ayudó en todo desde mi ingreso al automovilismo; todo lo que hice se lo debo a él».

Foto: Prensa Punto Abarth

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre