¿COMO?. Sí, se trata de un tradicional mini-campeonato de Holanda, compuesto por pilotos del Dakar, que presentan sus autos para la exigente prueba en Sudamérica .

La previa del Dakar para los holandeses no es una más. Los competidores del país bajo se agrupan en un rally, en el que cada uno devela los vehículos recientemente salidos de las factorías.

Esta vez se realizó en un circuito de tierra acondicionado en cercanías de Eindhoven. Gerard De Rooy, líder de la delegación que viaja en masa a Lima a principios de enero, hizo valer su estatuto de poseedor del título en los 2,5 km del Eurocircuito de Valkenswaard.

“Manejar en medio de esta multitud, es extraordinario. El camión está listo para el rally”, celebró después de haber obtenido el mejor tiempo, delante de Peter Versluis, rodeado del público que entusiasmado, se acerca a la vera del camino.

En dos ruedas, Frans Verhoeven continuó con éxito la preparación de su primer Dakar al mando de una Yamaha, aventajando en especial a Henk Nuiman, pero también el recién llegado Robert Van Pelt, que con sus 19 años, será el piloto más joven en la largada del rally.

En auto, venció Jurgen van den Goorbergh, un ex motorista instalado en un buggy monoplaza, que tomó la delantera ante el Mitsubishi Lancer de Erik Van Loon.

Sin embargo, el ex piloto de MotoGP se espera ver invertir los roles en América del Sur: «El terreno era realmente perfecto para mi buggy. En Valkenswaard tuve suerte, pero Erik será más rápido que yo en el rally”.

Una fiesta en Holanda que sirvió como preparación para el próximo Dakar.

Fotos: ASO.

 

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre