EN ROSARIO todos se procuparon por el piñón que se pegó el pibe Tomás Cingolani.

El hijo de Daniel, campeón de TC 2000 en el 2000, perdió el control de su Civic y se pegó contra el paredón. Algún elemento de adelante en el auto se rompió y dio de lleno a los paredones del curvón 1, que del impacto se movieron.

Los médicos debieron operarlo con urgencia del pie izquierdo por los riesgos de perderlo por la gran acumulación de sangre. También se rompió la tibia y metatarsos del pie. La recuperación: unos cuatro meses.

SpeedAgro

Por otro lado, en la octava fecha del TC 2000, venció Emanuel Cáceres (Peugeot 408) y el Sùper 16 de invitados històricos fue para Oscar Fineschi.

 

Por el equipo de VA

Jeluz | Productos Eléctricos

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre