GABRIEL PONCE DE LEON ha alcanzado los 306,383 km/h al volante del Honda Civic oficial en Rafaela y batió el récord argentino de velocidad final en un circuito.

Pablo Peón, presidente del Súper TC 2000 fue claro al explicar para qué se hizo este movimiento en el viernes previo a la séptima fecha del campeonato: «Desde los 10 años que me preguntan a qué velocidad van los autos en los que corrí. Por eso hacemos esto. Hoy se va a establecer el primer precedente de un récord de velocidad final y de promedio con autos de Súper TC 2000″. 

La cuestión es que Ponce de León no sólo marcó el «primer precedente», como dice Peón, sino que alcanzó el récord de velocidad más alto del automovilismo argentino al acelerar su Civic hasta llegar a los ¡306.383 km/h!

Eso sí, cuando cruzó el sensor que registró esa velocidad, perdió el control de su auto y terminó contra el paredón del curvón sur. «Estoy muy contento. Traté de sacar el auto cuando entré en trompo, pero perdí mucha velocidad y le pegué de cola al paredón… Esto es muy importante para el equipo por todo el trabajo que realizamos en este nuevo proyecto”, subrayó el hombre récord.

-publicidad-

¿Fue necesario para Ponce de León exigirse de esa formar para alcanzar esa velocidad? «Yo creo que podríamos haber logrado esa marca sin haber hecho el trompo. Pero faltaba un ajuste aerodinámico en el auto y por eso sucedió», respondió.

«No sé si esto salva el año de Honda. Arrancamos con un nuevo desafío y sabíamos que éste sería un año diferente para todos. Por eso se festejó así el récord»,  añadió.

¿Y cómo se siente manejar a más de 300 km/h? «La verdad es que se siente la velocidad. Y mucho más cuando llegás al curvón y tenés que frenar. Yo llegué a estos registros con un auto de calle en un autódromo. Hasta llegué más rápido». 

Una vez más, Ponce de León y Rafaela vuelven a marcar historia en la categoría, en referencia a aquel 2005 cuando el juninense ganó la única carrera en el óvalo del Turismo Competición con un Ford. 

Ahora fue con el flamante equipo Honda Petrobras que forma sus primeras armas. Será por eso que para Sergio Polze haber logrado este récord fue como «ganarla Copa Argentina, ja».

Foto:

 

 

 

 

 

 

 

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre