NO FUE UNA TRAGEDIA POR POCO.

Se les paró el corazón a todos en El Zonda cuando, en medio de la prueba dominguera de tanques llenos del Súper TC 2000, a Matías Milla le fallaron los frenos del Citroën C4 del Sportteam que estrenaba y terminó volcando en la zona de la chicana.

Aunque parezca increíble, teniendo en cuenta cómo quedó el auto destruido, el de Campana pudo salir por sus propios medios -obvio, con algo de ayuda debido a lo maltrecha que quedó su unidad- y fue trasladado a un hospital, donde le realizaron estudios de rutina que no arrojaron ninguna lesión importante, más allá de los lógicos golpes por la violencia del impacto.

SpeedAgro

Mirá el momento del accidente y el posterior rescate de Milla:

Un rato después, y ante de que se largara la final que ganó Matías Rossi de punta a punta, el mismo Milla explicó en su cuenta de Twitter cómo ocurrió el accidente y agradeció la colaboración de varios de sus colegas:

Y hablando de colegas, el que se expresó en solidaridad con Matías y se mostró preocupado porque el de campanense pueda tener un nuevo auto fue Leonel Pernía, iniciando una movida que, ojalá, encuentre eco tanto entre los demás pilotos como en la categoría:

 

Fotos: gentileza Carburando.

Jeluz | Productos Eléctricos

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre