ARRANCÓ EL TC sin el Lincoln Sport Group de Hugo Cuervo, y el fin de semana comienza el Súper TC 2000 con la novedad del debut del equipo del Escribano con dos Ford Focus.

Formación que, aunque en forma privada marca, el retorno de la marca a la categoría. ¿Quién lo hubiese imaginado hasta hace poco?. Como adelanto te mostramos el diseño que va a tener el auto de Manuel Mallo, que este jueves pasa por el rolo del taller de Cuervo en Lincoln, donde también se espera un Renault Fluence del  Sportteam, la otra escuadra oficial del Rombo.

Después hay que ver al Focus, en la pista del Eusebio Marcilla de Junín, donde el viernes comienzan los entrenamientos que van a poner  fin a 117 días de silencio de actividad oficial de la categoría. Casi cuatro meses. Mucho ¿no?

-publicidad-

No fue fácil el camino para llegar  este objetivo que, para algunos fue la alternativa elegante del escribano para no hacer tan dura su salida del TC, la categoría donde tuvo sus mayores satisfacciones pero también sus grandes polémicas y conflictos.

Hubo incertidumbre hasta hace poco. Por un lado por las dificultades para terminar de armar los autos por la demora de la entrega de la caja de velocidades, y por otro por los tironeos económicos con Mariano Werner, el piloto estrella del equipo que se completa con el debutante Manuel Mallo, que además de un importante aporte económico trae como pergamino deportivo el título de la Fórmula Renault, coincidentemente con el equipo de Werner. “En un 95% creo que voy a estar en Junín”, le anticipó Werner a  Visión en el parque cerrado de Concordia tras su quinto puesto en el TC. Lo esperamos.

Por el equipo de VA

 

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre