UNA CURIOSA RAZON
PARA COMPETIR


Por Pablo Vignone

Que Peugeot volviera al Turismo Competición 2000 no fue sorpresa: hace ya dos años que el retorno del León, una de las marcas más emblemáticas del último medio siglo de historia del automovilismo argentino, se viene rumoreando. Lo que sí fue sorpresivo es que este regreso, después de ocho años de ausencia (“nos fuimos en 2001 antes de que se fuera De la Rúa” bromeó un directivo de la compañía), no se produjo con el modelo 4 puertas de 307 como el que compitió el año pasado de manera particular, sino con el 5puertas, como el que consiguió la última victoria de la marca en a categoría, allá por 2005, cuando Edgardo Fernández era el responsable técnico y Guillermo Ortelli su piloto.

Los fanáticos siempre creen que los autos de carrera se eligen por su capacidad competitiva. Pero también existen otras razones, como sucedió en este caso. “Más allá de la pasión, la competición es una herramienta de marketing –explicó Pablo Averame, responsable del área de Peugeot- Por eso elegimos la versión 5 puertas: porque la expectativa de mercado de la marca está puesta en esa versión, y porque además nos gusta innovar, hacer cosas distintas, y como los rivales corren todos con sus 4 puertas, nosotros elegimos el 5 puertas”. ¿Qué tal?

La elección, habrá que decirlo, no fue ingenua. El TC2000 le concedió un periodo de gracia de 120 días al Peugeot Cobra Team para que prueben un alerón trasero más retrasado que el resto de sus rivales, de manera de disponer de la misma carga. Se intuye que solo gracias a esa dispensa la marca decidió finalmente el regreso: el pedido se presentó el 29 de setiembre pasado…

Aunque en los pasillos del noveno piso del Automóvil Club Argentino, dónde se realizó la exquisita presentación entre canapés, strogonoff, champán y petit-fours, un entendido le aportó una luz distinta al asunto. “El 307 cinco puertas es el auto más vendido de su segmento, aunque el nuevo Focus de Ford viene creciendo en ventas y es probable que en el acumulado termine de superarlo antes de fin de año. La compañía planea 14 lanzamientos distintos de acá al 2012, pero en ese segmento no tiene una respuesta a corto plazo, y la decisión de correr con esa versión está pensada para mantenerla competitiva en el mercado”. ¿Será así? Peugeot es el décimo fabricante de autos del mundo y pretende escalar tres posiciones hasta el año 2015. “La competición es estratégica y necesaria” opina Daniel Moretti, director de comunicación de la marca.

Si es por innovar, como pregonaba Averame, la innovación va más allá: el director técnico de la escuadra se llama Pablo Cangini y hasta el año pasado tenía trabajo en el equipo Toyota de Fórmula 1. Con antecedentes en el WTCC, el BTCC y la Le Mans Series, se vino a trabajar a la Argentina. Los 307 5 puertas de competición fueron diseñados por una empresa francesa, Optimum G, y construidos por Ulises Armellini, que además tendrá tres 307 semioficiales. “Y los Berta no tuvieron nada que ver” aseguran en el equipo, enfrentándose a los rumores: es que hasta el año pasado, el director deportivo de la escuadra, Nacho Palacios, dirigía el DP-1, satélite del Berta-Ford, con Josito Di Palma como piloto… y hoy el chico Di Palma, de 21 años (“es mejor que cualquier de nosotros tres: yo, Patricio o Marcos”, asegura su padre José Luis) es uno de los dos pilotos del Peugeot Cobra Team.

El otro piloto es otro arrecifeño, Juan Cruz Alvarez, que debuta en TC2000 después de tres años en TRV6. “Desde que volví a la Argentina, mi sueño era ser piloto oficial, y puedo decir que lo he cumplido –aseguró- Después de la segunda o tercera carrera vamos a estar con un potencial lógico en los autos”. Uno de los sponsors del equipo es Almaq S.A., la empresa de maquinaria de Carlos Alvarez, el padre de Juan Cruz. ¿Será cierto que este sponsor aporta dos millones de pesos para la campaña 2010?

16/03/2010

-publicidad-

1 COMENTARIO

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre