FIJATE LA SOLUCION que han encontrado algunos técnicos del TC para evitar llevar en los autos los «gatos» hidráulicos incorporados, que se utilizan una vez que los coches entran a boxes para levantarlos, y efectuar cambios de neumáticos y los ajusten que correspondan.

El mecanismo que va colocado en los autos en el interior, que accionan los gatos hidráulicos pesa unos 10 kg; con el nuevo dispositivo externo, adosado al auto una vez detenido, esa decena de kilos se evitan de llevar.

En el TC actual, no hay detalle dejado librado al azar.

-publicidad-

Foto gentileza Gabriel Santos
Por C.S

-publicidad-

2 COMENTARIOS

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre