VALE LA INTENCIÓN.

Dicen que todo es imposible mientras no se intente. Pese a su 18 años (6/12/2000 en Ingeniero Maschwitz) lo tiene claro Nicolas Varrone, quien con la fuerza y la ilusión de su juventud puso en marcha un objetivo que cada vez se escucha menos en los juveniles pilotos argentinos

SpeedAgro

“Quiero llegar a la Fórmula 1, sé que es difícil, pero al menos voy a intentarlo. Si se da, se da, y de lo contrario, me quedará la tranquilidad de haberlo intentado”,  le dice a visionauto ante la orgullosa mirada de su padre Martín, poniendo los ejemplos  de Pechito López y Esteban Guerrieri, los dos últimos compatriotas que estuvieron cerca de la Máxima.

«Tuve un auto equilibrado como nunca y por eso pude avanzar tanto» recuerda Varrone sobre ese triunfo en Spa obtenido tras escalar desde el 11º lugar de largada añ primer puesto.

Exitoso piloto de karting nacional, participante en Mundiales, Varrone decidió emprender el camino internacional en el automovilismo, luego de no quedar muy entusiasmado con su experiencia nacional en la Fórmula 2.0. Gracias al apoyo de José María Balbiani, empresario y piloto argentino radicado en Europa, dio el salto y el comienzo no pudo ser mejor, el año pasado en su primera temporada se coronó campeón de la Formula Renault Francesa Serie V de V Sports. El tema presupuestario complicó el año en curso su continuidad afuera, y recién a mediados pudo volver a acelerar en este caso, en la Formula 3 Británica BRDC con un auto del equipo HillSpeed. La espera dio sus frutos ya que el triunfo llegó en su segunda presentación, y nada menos que en el circuito belga de Spa, uno de los más exigentes del mundo.

“Fue un sueño porque era la primera vez que corría en Spa y como nunca lloré en el podio. Por mi y por el equipo, que nunca había ganado en la categoría”, cuenta Nico antes de recordar el brillante trámite que marcó esa victoria, al avanzar desde el 11º lugar de largada al primero tras varios sobrepasos. Ese trámite incluyó varias superaciones en la famosa Curva Eau Rouge, para muchos la más difícil del mundo. “Es impresionante y hay que tener huevos para doblar con todo. Cada vez que la afrontaba me decía, allá vamos, y me mandaba rogando no encontrar un auto cruzado a la salida…”, recuerda Nico con el valioso dato que su Tatuus Cosworth transitaba ese sector a unos 265 Km/h.

Nico Varrone confia en llegar a la Fórmula 1, pero en caso de volver a la Argentina no tien dudas. «Me gustaría correr en el TC», le dijo a vision.

Silverstone (17-18/8) y Donington (14-15/9), son las próximas y ultimas exigencias que a Varrone aguardan en la Fórmula 3 Británica. “Será importante clasificar, bien porque son circuitos donde no es fácil pasar y necesito destacarme”, puntualiza  Nico que como la mayoría de los jóvenes argentinos en el camino internacional, afronta un gran escollo en el tema presupuestario.

“La situación está difícil. Igual después de terminar la temporada trataremos de conseguir el presupuesto, que nos permita tener una temporada completa en la Fórmula 3 Británica o en Fórmula 3 Internacional. No tengo apuro en llegar a la Fórmula 1, pero sé que debo aprovechar las chances que se me presentan, porque no sé si tendré una segunda oportunidad. Debo esforzarme al máximo porque soy consciente que o la rompo y llego a la Fórmula 1, o me vuelvo…”, adelanta y proclama Varrone.

Se ve que la tiene clara.

Fotos: Prensa Varrone.

2 COMENTARIOS

  1. Bueno… tampoco es una declaracion extraordinaria… o llega a F1 o se vuelve… y q otra cosa podria decir? Que se queda en alguna categoria intermedia? Que pone un parripollo en Niza? En fin…

Responder a NaBUru38 Cancelar respuesta

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre