ALTA GRACIA, CAPITAL NACIONAL DEL TORINO.

Así quedó establecido luego del estupendo evento concretado para festejar los 50 años de la inolvidable Misión Argentina en las 84 Horas de Nurburgring, Alemania, aquella en que los Torino conducidos por los mejores pilotos argentinos del momento, en 1969 (del 19 a 23 de agosto de ese año), dirigidos por el gran Juan Manuel Fangio y en la faz técnica por Oreste Berta, hicieron hablar y conmocionaron a la Argentina.

Al podio. Berta, Fangio, Franco, García Veiga, integrantes de la misión y los organiizadores Barcelo e Ingaramo.

El homenaje a la Misión Argentina tuvo un gran acompañamiento  de la gente, tanto que arribaron a Alta Gracia unos 500 Torino al mando de sus orgullosos propietarios junto a amigos, provenientes desde distintos puntos del país, mientras que en La Fortaleza del Mago, aguardaron como anfitriones los tres Toros originales de aquella epopeya en el mítico circuito alemán.

SpeedAgro

Estuvieron en el acontecimiento organizado por los periodistas Raúl Barcelo y Marcelo Ingaramo, los ex pilotos Oscar “Cacho” Franco y Oscar «Cacho» Fangio, dos de los integrantes del legendario equipo, mecánicos, desde ya Berta uno de los artífices, entre tantos que emocionados y porqué no con nostalgia, evocaron uno de los acontecimientos deportivos más recordados en nuestro país, en una época en que el automovilismo trascendía las propias fronteras de la actividad, predicamento que por distintas razones a lo largo del tiempo transcurrido, ha cedido.

 

Los tres Torino que dieron que hablar en agosto del 69, rodeados por el afecto de la gente en La Fortaleza del Mago.

La inolvidable “Misión Argentina” a Nurburgring, con los tres Torino de fabricación nacional cumplió una memorable actuación, ocupó el auto nº3 el cuarto puesto final luego de estupenda demostración. La Misión Argentina dispuso de tres Torino 380 W y diez pilotos, tres por auto y un suplente. El nº3 que culminó cuarto como sabés, fue el que más vueltas recorrió al trazado de 22.835 metros (334), de las que se le computaron 315 por la sanción por los altos decibeles emitidos por el caño de escape. Lo manejaron Eduardo Copello, Eduardo Rodríguez Larreta «Larry» y Oscar Mauricio Franco. El Toro nº2 tuvo como tripulantes a Eduardo Rodríguez Canedo «El Chino», Gastón Perkins y Jorge Cupeiro y en el nº1, Luis Di Palma, Carmelo Galbato y Cacho Fangio, uno de los hijos del quíntuple. Como suplente, Néstor Jesús García Veiga quien también estuvo en Alta Gracia para el evento.

El momento más emotivo se vivió en el circuito de pruebas Gastón Perkins de La Fortaleza, cuando se replicó la llegada al final de las 84 Horas del Torino nº3 conducido por Franco con Eduardo Copello hijo en la butaca derecha, rodeado del público y de banderas argentinas, en tanto Fangio y García Veiga condujeron los otros dos Torino. Fue la coronación de un gran festejo que, anunció Barceló, se reiterará año a año.

 

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre