SE FUE UN GRANDE.

La estatura deportiva de Amadeo Raúl Carrizo, supera el ámbito de River y del fútbol. Fue un grande y un ídolo de deporte argentino, que lamenta su fallecimiento a los 93 años. Casualmente la misma fecha, aunque 30 años después, de  la desaparición del Lev Yashin, el ruso con el que para muchos, Carrizo comparte el escalón más alto en el podio de los arqueros de todos los tiempos .

SpeedAgro

Amadeo, simplemente Amadeo como se lo conocía, fue un adelantado y un maestro en el difícil e ingrato puesto de arquero. Y ese mirar hacia adelante más allá de lo habitual lo hizo en 1970, una vez culminada su extensa campaña deportiva en las canchas, probar las sensaciones sobre un auto de carreras, algo que no era común en la época.

Amadeo Carrizo particióp del Gran Premio de TC 1970 con el Torino de Héctor Brown .

Eligió el TC y la butaca derecha de acompañante, para sus dos únicas  participaciones que fueron en 1970: la Vuelta de Hughes, sobre el Valiant de Raúl Libera, y el Gran Premio, con el Torino de Héctor Brown. Por problemas mecánicos no pudo terminar ningun,a pero se dio el gusto de probar las sensaciones de la alta velocidad. Según cuentan las disfrutó tanto como sus mejores atajadas.

 

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre