INMEJORABLE.

Había sido el puntapié inicial de Esteban Guerrieri en la primera carrera de la temporada 2019 de WTCR, en el circuito circuito callejero de Marrakech al norte de África. El argentino se impuso en gran forma con uno de los Honda Civic Type R del Münnich Motorsport, que cerró la auspiciosa jornada inicial que se completaba al día siguiente con dos carreras más, con Néstor Girolami tercero en el otro Honda atrás del sueco Thed Björk en un Lynk & Co. 03.

Guerrieri autor de la pole mandó desde el comienzo, luego de pulsear con Björk, concentrado y en gran forma, Esteban supo superar la neutralización que eliminó luego las diferencias. Girolami no la tuvo fácil para conseguir el tercer escalón del podio, el francés Jean-Carl Vernay fue un duro escollo y lo superó, sin embargo penalizado el de Francia, el Bebu ocupó el podio.

«Gracias Dios!», Esteban se arrodilló luego de la estupenda victoria en la primera carrera.
SpeedAgro

«Ha sido absolutamente increíble, comenzar la temporada haciendo la pole y después ganar la carrera fue perfecto; y además el tercer puesto de Bebu que además de ser mi compañero de equipo, es mi amigo; mejor imposible», había contado enfervorizado Guerrieri. «Con Bebu cumplimos el sueño que tuvimos desde hace años en la Argentina, fue posible por los autos que contamos. Hice una muy buena largada pero luego tuve que mantenerme muy concentrado, con paciencia, amor y alegría. Sumado a gran trabajo en equipo, se logran estos momentos. Un sentimiento hermoso haber ganado. Gracias Dios!», apuntó Guerrieri, confiado en repetir.

Al día siguiente, en la carrera 2 los argentinos entraron entre los mejores 10 clasificados luego de 18 vueltas; Guerrieri 4º y Bebu 10º. Y en la tercera y última prueba estipulada en el callejero de Marruecos, Esteban repitió el 4º puesto en tanto que Girolami culminó 6º; el ganador fue Thed Björk.

Fotos: Prensa Guerrieri y Girolami.

 

 

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre