Inicio Qué querés saber La mirada El MissionH24 a hidrógeno, debut histórico en Imola
Banderazo en Imola

El MissionH24 a hidrógeno, debut histórico en Imola

El primer auto eléctricco impulsado por ful-cell a hidrógeno. Abre una era apasionante y desconocida. Debutó y culminó en la Copa Michelin Le Mans en Imola. En 2025 habrá una categoría para este tipo de autos en las 24 Horas de Le Mans.

161
0

EL FUTURO, HOY. ACTUALIZACIÓN.

Revolucionario, la punta de lanza acaso del futuro del automovilismo deportivo en los países centrales. En el histórico Autódromo Enzo y Dino Ferrari en Imola, Italia, en la fecha de la Michelin Le Mans Cup, debutó el prototipo MissionH24 propulsado a hidrógeno eléctrico H24. Se midió en las 2 Horas ante los autos de las divisiones LMP3 y GT3.

De que se trata MisiónH24. Es un programa desarrollado en conjunto por el Automobile Club de l’Ouest (ACO), co-organizador de las 24 Horas de Le Mans y GreenGT, firma especializda en hidrógeno eléctrico de alta potencia, es particular para propulsión de vehículos. MissionH24 marcha alistándose para conformar una categoría reservada para prototipos a hidrógeno eléctrico en las 24 Horas de Le Mans de 2025. MissionH24 cuenta con un equipo de competición, el H24Racing.

En Imola, apareció por primera vez el proto a  hidrógeno.

Una muestra del impulso a los autos a hidrógeno, se percibe ante el surgimiento más adelante, de una categoría reservada a los vehículos a hidrógeno para participar en las legendarias 24 Horas de Le Mans en 2025.

-publicidad-

El H24 en Imola, en tanto, corrió enmarcado como «categoría experimental». La participación en una competencia oficial, permitía continuar recabando información adicional ante la confrontación en pista con autos convencionales. El prototipo recargó hidrógeno en la estación móvil de TotalEnergies, fijada en Imola. Stéphane Richelmi, el piloto del auto.

Pierre Fillon.

“Como primicia mundial, un prototipo eléctrico de hidrógeno corre en una prueba de resistencia a nivel europeo, la Copa Michelin Le Mans. Sin dudas,  es un testimonio muy concreto de nuestras convicciones, su realismo y nuestro compromiso, me refiero a que la competición, una movilidad libre de carbono, son posibles”, había remarcado antes de Imola, Pierre Fillon (presidente del ACO y copresidente de MissionH24).La transición energética -afirmó- está en marcha. Con todos nuestros socios, contribuímos con determinación. El camino no es un camino fácil, existen y existirán diferentes etapas, pero es parte de nuestra misión».

El esperado debut en Imola, llegó luego de varios años abocados a pruebas, que incluyeron algunas los mismos fines de semana de carreras. El objetivo inicial no abarca conseguir resultados deportivos inmediatos, «con los socios del programa MissionH24, trabajamos a largo plazondo a largo plazo», sostuvo Jean-Michel Bouresche, director de operaciones de MissionH24.

PRIMER OBJETIVO CUMPLIDO.

 

En Imola, el H24 debutó y cruzó la meta, un hecho histórico. Nunca antes en la historia del deporte motor había participado un prototipo impulsado por hidrógeno eléctrico en una carrera internacional de resistencia. También resultó un hito crucial en el programa MissionH24, tan importante como el primer shakedown del prototipo del programa, el LMPH2G, en Spa-Francorchamps el 18 de septiembre de 2018.

Banderazo en Imola

Fueron 110 minutos de carrera, 38 vueltas, cuatro reaprovisionamientos de hidrógeno en la estación TotalEnergies. Las tres cifras dieron cuenta de un episodio histórico: La primera participación, todo un éxito, de un vehículo propulsado por hidrógeno eléctrico en un carrera de endurance como la Copa Michelin Le Mans.

Una actuación única que validó el camino recorrido desde 2018, por las mujeres y los hombres implicados en el programa MissionH24. Finalmente se concretó el proyecto desarrollado por sus fundadores y líderes, el Automobile Club de l’Ouest (ACO) y GreenGT que, acompañados de sus socios, trabajan  como fue mencionado antes, en la creación de una categoría reservada a los prototipos de hidrógeno en las 24 Horas de Le Mans de 2025. Así que cruzar la línea de llegada fue un paso crucial en el logro de ese cometido.

Fue una actuación tan histórica que una vez finalizada la carrera, los organizadores de la Copa Michelin Le Mans insistieron en que Stéphane Richelmi, el piloto del H24Racing, debería detener su H24 frente al podio junto a los coches de las tripulaciones ganadoras de la carrera de Imola. Fue un símbolo y provocó muchos aplausos de pilotos de la categoría. Resultó una muestra significativa respecto a la incorporación de un componente importante al edificio de la transición energética en el deporte motor y más allá, en el campo de la movilidad.

Después de los entrenamientos libres interrumpidos por problemas electrónicos resueltos por el equipo técnico durante la noche del jueves al viernes, seguido de una clasificación perturbada por numerosas banderas amarillas, para la carrera el equipo se centró en el principal objetivo en la carrera en el trazado italiano: completar el recorrido. De esa forma reunir la máxima cantidad de datos técnicos sobre el comportamiento del coche en temperaturas muy altas (superaron los 35°C y la temperatura de la pista que pasó los 50°C)! Resultaron pasajes muy estresantes para los hombres y más aún para la tecnología, superando el desafío y las dificultades de una carrera marcada complicada por las neutralizaciones.

La próxima cita del H24Racing, son las eliminatorias del Camino a Le Mans, en el gran circuito de La Sarthe, la semana de las 24 Horas de Le Mans.

Fotos: MissionH24.

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre