SON DIAS MOVIDITOS en el equipo Fiat de Súper TC 2000.

El complicado paso por los 200 Km, una carrera encarada con muchas expectativas, especialmente por los dos máximos pretendientes al título, los Facundos Chapur y Ardusso, no tuvo los resultados esperados y sólo entregó el pobre consuelo del cuarto lugar del binomio Manuel Urcera-Cacá Bueno con el único Línea oficial que vio la bandera a cuadros.

Detrás del Peugeot, el amarillo Fiat privado de Merlo fue inalcanzable para el Linea oficial del brasileño Bueno.

La desvinculación de Bruno Etman resultó una de las consecuencias visibles del mal fin de semana. El bahíense abandonó por rotura del motor, y esto fue la gota que desbordó el vaso de su paciencia, de un año pobre en resultados y abundante en quejas. Para no desgastar más la relación, el equipo la dio por terminada lamentado en el comunicado oficial “no haberle podido cumplir las expectativas”.  Etman también sacó su comunicado y destacó que ”nos vimos afectados por una decisión que no compartimos y menos aún en la forma en que se tomó…” . Germán Sirvent ocupará esa butaca que quedó vacía y que también pretendían Bernardo Llaver, Nicolás González y Gustavo Micheloud.

Puertas adentro del equipo, el tema motor volvió a ser el causante de las mayores enojos y hasta levantó temperatura de fiebre. Y no sólo por las tres roturas (dos de Ardusso y una de Etman), que sufrieron en el fin de semana pampeano. Recordando que el sorteo de los motores ya es cosa del pasado, no causó mucha gracia ver que el amarillo Fiat privado de Carlos Merlo, que sólo cuenta con un asesoramiento técnico del equipo PSG 16,  inalcanzable a la hora de acelerar para el Fiat oficial que manejaba el invitado Cacá Bueno…

-publicidad-

También quienes hilaron fino no pudieron evitar al suspicacias al analizar la clasificación final, y ver a cuatro Renault entre los diez primeros. Enseguida recordaron que el representante de la marca francesa fue el encargado por las propias terminales para tratar el tema de la distribución de los motores.

“Nos están tomando el pelo…”, se escuchó decir a un allegado al equipo, con tanta indignación que hasta llegó a poner en duda la continuidad del equipo para el 2016. ¿Será para tanto?.

 

Por el equipo de VA

Foto: Mónica Paz

-publicidad-

8 COMENTARIOS

  1. Es evidente que tanto los equipos Fiat como Chevrolet siempre tienen problemas de motor, mientras que Peugeot no los tiene nunca… Hay dos opciones: o los instalan mal en los autos, o les dan los peores.
    Ya lo dijo el inefable Escribano: «se sortearon los motores, ganaron autos no oficiales y no se sortearon mas»
    Ya veo venir que, como Urtubey quiere traer motores V8 americanos, van a terminar con los motores del TRV6 (de hecho, el TC2000 usa los del TR Series…).

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre