MONSIEUR MONTECARLO.

Si sus 14 victorias en el Rally Dakar le han dado al francés Stephane Peterhansel el indiscutible título de “Monsieur Dakar”, bien le cabe a su compatriota Sebastien Ogier la “condecoración” de “Monsieur Montecarlo” tras hilvanar en su reciente edición la cifra récord de 9 triunfos en el prestigioso Rally de Montecarlo, tradicional apertura del Campeonato Mundial de Rallies.

“Dale a Ogier un monopatín, una bicicleta o un auto y te lo hará ganar en Montecarlo” decían con orgullo y exageración sus fanáticos allá por 2019 cuando Seb completó una racha de 6 victorias consecutivas que se agregaron a la primera del 2009 y que posteriormente sumarían las de 2021 y 2023 para construir este récord.

Hubo poca nieve en los caminos del Rally de Montecarlo y esto provocó una exigencia especial para la elección de los neumáticos. Un tema en el que Ogier marcó la diferencia.
-publicidad-

Exageraban los hinchas de Ogier, pero no tanto, porque esa racha victoriosa incluyó cinco marcas  diferentes (Peugeot, Volkswagen, Ford, Citroen y Toyota) y distintos rivales y circunstancias. Por ejemplo, para esta reciente edición 2023, no fue un obstáculo que en las rutas  y caminos escasearan las tradicionales presencias del hielo y la nieve, ni que en la butaca derecha de navegante no estuviese como siempre Julien Ingrassia sino el debutante Vincent Landais, ni que su compañero Kalle Rovanpera, lo atacase en la parte final más que cuidarlo. Nada detuvo a Ogier que con su impecable estrategia de cuidar los neumáticos y acelerar en los momentos justos selló a los 39 años un claro éxito con una diferencia de  18s 8/10 sobre el jóven (22 años) Rovanpera. La presencia de los padres  de Ogier sumó una alegría extra para el francés.

“Montecarlo es mi rallyi… Ganar una carrera tan famosa, y nueva veces, es algo que no tiene precio y por eso hay que disfrutarlo” repitió un exultante Ogier, feliz también por haber quedado como dueño exclusivo del récord de éxitos, que hasta ahora compartía con otro francés, su tocayo y archirival Sebastien Loeb. El mismo que lo había derrotado el año anterior aprovechando una pinchadura en el Toyota de Ogier en la parte final y el mismo que este año no se presentó en Montecarlo, requerido por otros compromisos.

El director deportivo Jari Matti Latvala, junto al binomio ganador.»La experiencia del piloto es clave para ganar en Montecarlo. lo demostraron Loeb y Ogier en los últimos años» destacó Latvala.

Ganador con su Toyota Yaris  de 9 de los 18 tramos especiales, Ogier tomó la delantera del campeonato con 26 puntos contra 23 de Rovanpera, el campeón mundial y su compañero. Lamentablemente como el año pasado, no habrá que ilusionarse con la posibilidad que vaya en buscar de su 9na corona mundial, un récord que con exclusividad conserva Loeb, también retirado de programas completos en el Rally Mundial. Ogier ya tiene previsto una agenda parcial de carreras mundialistas, que por ejemplo no incluye la próxima, el Rally de Suecia, a disputarse entre el 9 y 12 de febrero, y donde en cambio se anuncia la participación de Loeb   Habrá entonces que conformarse con estas aisladas entregas y en carreras especiales. Que lástima.

 

Fotos: motorsport.com.

 

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre