VIVA LA LIBERTAD.

Esta hermosa frase llevada a la práctica en muchos lugares del mundo, pero lamentablemente acallada en otros, se escuchó en Ferrari sobre la futura política a implementar por el equipo italiano en el Campeonato Mundial de Fórmula 1 que lo tiene como dominador.

Carlos Sainz espera volver a subir al podio el fin de semana en Imola para ratificar lal confianza de Ferrari y reposicionarse en la lucha por el título

“Leclerc y Sainz son libres para luchar por el título y eso es importante para nosotros “anunció Mattia Binotto, director deportivo de Ferrari sobre una actitud que tal vez sorprende a quienes por la diferencia de puntos que tomó Charles Leclerc (38) como líder del campeonato por sobre su compañero Carlos Sainz, imaginaban cierta preferencia por el monegasco. pero no tanto a esos otros que con cierta lógica consideran que apenas 3 fechas sobre 22 de la temporada son pocas para tomar una decisión tan importante.

«Para Carlos, pienso que es realmente importante recuperar la velocidad y el ritmo y creo que realmente volverá ser muy competitivo. Charles está muy concentrado en este momento y está conduciendo muy bien. El año pasado fue importante para él y para su crecimiento y si se mira bien en términos de gestión de neumáticos lo ha hecho muy bien. Por lo tanto, disfrutaré la batalla por una buena y justa posición en el campeonato» agregó Binotto.

Un reloj Richard Mille (uno de sus patrocinantes) similar al que ves, le robó a Leclerc un persona que se le acercó en un amontonamiento de hinchas, con la excusa de pedirle un autógrafo.

El anuncio se conoció en un día con otras diferentes sensaciones para ambos pilotos. Auspiciosas para Sainz que estaba a punto de renovar  su contrato (vence a fin de este año) con Ferrari por 2023 y 2024 con un aumento de ganancias anuales de 8.500.000 a 10.000.000 euros. Negativas par Leclerc quien en la Dársena de Viareggio, Livorno (Italia), sufrió el robo de su reloj Richard Mille 67-02 personalizado y con los colores de la bandera de Mónaco, valuado en ¡300.000 euros!. Leclerc no es el primer piloto de Fórmula 1 que sufre el robo de un reloj Richard Mille. En 2020 pasó por una situación similar Lando Norris durante la final de la EuroCopa de Fútbol en el estadio Wembley de Londres.

Habrá libertad por ahora entre los hombres de Ferrari pero seguramente sin que esto se convierta en libertinaje y haga peligrar esa posibilidad que después de varios años de dominio de Red Bull y Mercedes Benz tiene Ferrari para ser campeón.

 

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre