SIMPATICOS, PERO…

Son simpáticos, es innegable. Pero te quedás con hambre cuando los ves pasar. Son los autos que pelean la punta del Rally de Argentina, y representan algo parecido al futuro del Mundial de la especialidad, reemplazando a los World Rally Car (WRC). Son más chiquitos aunque más ruidosos, en enjambre podrían conformar un interesante espectáculo… Pero si el año pasado los Grupo N de Producción nos caían lentos en relación a los WRC, este año los Mitsubishi Evo X y los Subaru Impreza nos parecen veloces comparados con los S2000. Sensación más gráfica, imposible.

Un S2000 utiliza un motor de dos litros de 4 cilindros y 16 válvulas idénticos a los de los WRC pero sin turbocompresor, y se nota a la hora de medir la potencia: 270 HP, menos inclusive que los Grupo N de Producción. Federico Villagra se queja de que el Ford Fiesta S2000 que maneja en Córdoba (la misma unidad que Mikko Hirvonen llevó al triunfo en Montecarlo) está flaca de potencia. “Los Skoda están matando acá, no son los mismos que en las carreras anteriores” señala. Junho Hanninen (foto, Carlos Varela) es dueño y señor de este Rally.

El máximo torque de un S2000 llega a un régimen elevado, unas 8.000 rpm; en un WRC la potencia llega ya a los 5.500 rpm. Por eso usan caja de seis marchas, y a los pilotos les cuesta adaptarse al manejo si vienen de un WRC como Villagra.
La velocidad final, inclusive, es menor que la de un Grupo N: 180 km/h contra 210 km/h. Pero como son más cortos entre ejes y más livianos –pesan 1.200 kilos- son bastante más maniobrables.

Cuestan, como máximo, 168 mil euros. Son entre tres y cuatro veces más baratos que los WRC. Skoda, Peugeot, Ford y Abarth (que no vino a Córdoba) ya tienen sus unidades, aunque se presume que llegarán en versión Mundial de Rally para 2011 no como el motor de dos litros sino con un 1.600 cm3 con turbocompresor.

20/03/2010

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre