EL DEBATE en torno a la disparidad cada vez más notoria entre la evolución técnica y humana en el automovilismo nacional, y el estancamiento en infraestructura de la mayoría de los autódromos, se mantiene latente.

 No es menor el asunto, ¡hablamos de seguridad! en primera medida para los que arriesgan sus vidas, los pilotos y luego para vos, como espectador, entre los que asisten a las carreras y que frecuentemente suelen padecer incomodidades que resultan inadmisibles a esta altura de las circunstancias.

El esquema que ha tomado forma en el automovilismo nacional muestra una realidad incontrastable. Han surgido nuevos autodromos en los últimos años, “de primera generación”, suelen ser calificados sin demasiado asidero, ya que más de uno solo tienen para mostrar una pista, la torre de control y el playón de boxes. Han aparecido de la mano celestial de los gobiernos provinciales, que al aportar millonadas de pesos los han dado a luz. El último ejemplo es el de La Pampa, pero antes surgieron Termas de Rio Hondo, el “Rosendo Hernández” de San Luis, el semipermanente de Potrero de los Funes, el «Centenario» de Neuquén (un doloroso recuerdo que ojalá reviva en 2013), Trelew

Otros, sin la bendición de la política provincial, no han tenido la misma suerte o sus conductores o administradores no supieron encauzarlos. Caben algunas honrosísimas excepciones, como el del Club de Volantes Entrerrianos en Paraná -si bien con instalaciones que ameritan una actualización- o el “Roberto Mouras” de La Plata.

La última joya de la corona en el "Mouras".

El caso del “Mouras” es emblemático, una muestra de lo que puede hacerse con capacidad de gestión. En el 2011 se hicieron 270 carreras de categorías nacionales y zonales, además de un buen número de eventos empresariales. Ahora, en ocasión de la última carrera del calendario de Turismo Carretera, se inaugurará parcialmente la última joya de la corona del “Mouras”.

Todo empezó cuatro años atrás, cuando Gastón Mazzacane corrió en Monza la Ferrari 550 del equipo del ACA en el Mundial de la FIAGT1. Su padre Hugo quedó impactado con el edificio de boxes. “Quiero uno igual para el autódromo”, se ilusionó. Su hijo lo azuzó: “Tenés que hacerlo igual que éste”.

 

Monza, la inspiración...

 

Y se hizo. Las obras comenzaron en noviembre del año pasado. El nuevo edificio del “Mouras” tiene cuatro pisos, sobre una superficie cubierta de 10 mil metros cuadrados. En el primero (al estilo de los circuitos de Fórmula 1) funcionará una nueva sala de prensa (de 7000 m2 y 125 metros de largo); en el segundo (de 128 metros de largo por 16 de ancho) se destinará al hotel proyectado con 46 habitaciones, dos restaurantes y un bar; el tercero, con las mismas dimensiones que el segundo, albergará 60 espacios VIP, mientras que en el cuarto funcionarán las oficinas y las nuevas cabinas para transmisiones radiales y televisivas.

 

El "Mouras" de La Plata, una realidad.

¿Monza en La Plata? Eso es ya. Para el futuro, la familia Mazzacane, que gestiona el autódromo desde hace exactamente una década, piensa en construir más tribunas para el público y, ¿por qué no?, trasladar la que hoy descansa sobre los boxes a otro sector también panorámico. Tampoco sería tan extraño un rediseño del dibujo de la pista, buscando crear alguna curva más lenta que genere la posibilidad de más sobrepasos: se evaluó la posibilidad de girar en sentido contrario al actual, pero un detalle conflictivo (la velocidad a la que los autos pasarían por los boxes) hizo descartar la idea por el momento.

El resto del autódromo tiene comodidades y facilidades que no necesariamente se encuentran en otros escenarios, tanto para el público como para los protagonistas: siete baterías de baños, con agua caliente y fría; las parrillas (con leña gratuita) y el restaurante; el hospital dotado de cinco ambulancias; o la instalación de fibra óptica para solucionar el persistente problema de comunicaciones en los boxes.

«TENEMOS QUE ESTAR MAS CERCA DEL

CALOR DE LOS HINCHAS DEL TC»

A propósito de la masa de seguidores del automovilismo y del TC en especial que asisten a las carreras, Hugo Mazzacane deja un pensamiento que encierra mucho en el contexto que rodea al TC y a las carreras de autos, más aún tratándose de quien viene, el vicepresidente de la ACTC y como se ha dicho, gestionador junto a su familia del «Mouras». «Tenemos que estar cerca del calor de los hinchas del TC,  y cuando digo hinchas me refiero a todos; a los de Ford, Chevrolet, Torino, Dodge»

Al toque, reitera: «como ya he dicho, siempre debemos darle más cosas a la gente y prestarle atención. En cuanto a ésto, si hablamos en particular del Mouras, es a lo que apuntamos con algunas de las obras que se han hecho y los servicios que se prestan; cuento un detalle menor, si se quiere: los proveemos de la leña a los hinchas que van a ver la carrera para que hagan sus asados. Y a propósito del público, a diferencia de otras veces, en que para las carreras siguientes los precios de las entradas aumentan, hemos consensuado que para la última fecha de TC que se corre en el Mouras el 2 de diciembre, la entrada general sea rebajada a 140 pesos».

Por el equipo de VA

 

-publicidad-

8 COMENTARIOS

  1. Mis felicitaciones a la gente del «Mouras» que sin dineros publicos estan haciendo uno de los mejores autodromos del pais. Ahora me pregunto, porque si se invierte tanto dinero en los autodromos provinciales, no se construyen boxes, solo playones ¿sera para que la ACTC y demas categorias hagan negocios con el alquiler de carpas?

    • No se si será así Guillermo, pero la realidad indica que por lo superpoblado de las categorías y sus teloneras (imaginate cuantos boxes harían falta para TC y TC Pista o STC2000, TC2000, FRenault y Punto Abarth) es imposible hacer tantos boxes (60, 80 100?). Aquí en Concordia hay y muy buenos, pero hubo que hacer un gran playón contiguo para no mandar a la tierra al resto con los problemas que implica eso cuando llueve. Después también hay que ver que muchos quedaron en el tiempo (chicos, sin espacio), hubo que demolerlos por incómodos y, a falta de presupuesto para reconstruirlos, se hicieron playones.
      Después lo del negocio de las carpas, no te lo voy a negar, jajaja Los muchachos no pierden nunca la oportunidad de dar puntada sin hilo. Pero también hay que reconocer que cuando no se hace lo del alquiler, es un cambalache de carpas, todas distintas, algunas lamentables, y no da muy bien la estética ni la organización de los espacios

    • En respuesta a tu pregunta: la ACTC cobra la cartelería de las carpas + la cartelería de los boxes hasta el año pasado $3000 a cada box. Son 50 autos por categoría, hace la cuenta…
      Es más, te doy dos ejemplos que son vox populi:
      1) cuando se inauguró Termas en el 2008 LO HICIERON SIN BOXES A PEDIDO DE LA ACTC. Cuando empezaron las reuniones para hacer eventos internacionales, la primera exigencia fue construir instalaciones de boxes.
      2) esta a la vista: Potrero de Funes. Tiene boxes construidos, la ACTC lo tiene completamente descartado…

  2. y sí, con lo que af… este sr. (presunción mía) junto a la actc, a los equipos, los autódromos y, ahora también, al estado con el automovilismo para todos, plata no le debe faltar… ahí está el galvez, con una mejor ubicación y un dibujo mucho más espectacular, con una suerte muy dispar, cayéndose a pedazos.

    • CORRECTOOOOOO Juancho… la administración del Galvez no depende de ninguna asociación con altísimos fines de lucro, poer eso la diferencia.
      Así y todo, a Mattaperros TODAVÍA LE FALTA CUMPLIR CON REGLAMENTOS DE SEGURIDAD que datan de 1995… no es rentable.

  3. Que vean como se maneja un autodromo, y esto es para tantos otros autódromos del interior del país que no invierten ni un peso en mejoras de lo que recaudan con el TC u otras categorías.

  4. HOLA MI PREGUNTA ES CUANTO SALEN LAS ENTRADA PARA LOS BOXES, YA QUE HACE MUCHO TENGO LA ILUCION DE ESTAR AHI Y NO SE CUANTO SALEN, PORFI ME PUEDN DECIR Y CUANDO SE RETIRAN!!!

Responder a Guillermo Cancelar respuesta

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre