SE LE DIO AL FACU CORDOBÉS.

Talentoso al volante, con una Copa Mundial Rotax de karting y tres títulos de Turismo Nacional en su curriculum pese a sus jovenes 23 años, a Facundo Chapur  le faltaba rendir esa prueba final, que era conseguir un triunfo en una de las dos categorías nacionales más importantes (TC o Súper TC 2000), para darle forma de realidad a ese rótulo de gran promesa que desde hace tiempo lo acompaña a este cordobés, hincha de Talleres.

Con su capacidad y experiencia, Ponce de Léon controló a Chapur hasta que lo traicionó una falla eléctrica.

 

-publicidad-

“De verdad no sentía presión por ganar mi primera carrera en el Súper TC 2000. Sabía que si hacia bien las cosas, esto se tenía que dar en algún momento. La única presión que tenía era la de seguir creciendo conductivamente, y mejorar mi rendimiento para así aprovechar el gran auto que me entrega el equipo”, le puntualizó  Chapur a Visión, en el nacimiento de la tarde del ansiado día de su primera victoria en el «Súper» tras 47 presentaciones. Un domingo que también significó el esperado reencuentro de Peugeot con el triunfo en el Súper TC 2000, tras los 10 meses que pasaron del éxito de Fabián Yannantuoni en Río Hondo.

¿Qué acostumbra decir un piloto sobre la última vuelta de su primera victoria? Suele definirla como sufrida por sentir imaginarios ruidos, e intuir inexistentes problemas. Es la consecuencia de esa ansiedad invadida por el temor.

¿Qué dijo Chapur sobre esa última vuelta de una carrera que a las 21 vueltas originales agregó 3 más por las cuatro entradas del auto de seguridad. “No la sufrí, ni sentí nada, la disfruté mucho. Venía adelante  en uno de los circuitos más lindos y exigentes, con un piloto del gran nivel de Canapino atrás. ¿Cómo no iba a disfrutar esa situación? Si no la disfrutara sería muy boludo…”, le largó a VA luego que de las frases de compromisos  saliese a la superficie el Chapur, expresivo, irónico, a veces hasta el exceso del histrionismo que lleva adentro.

¿Cómo caería en el mundo  TC? Por ahora es una incógnita porque este Facu cordobés sigue vedado mientras no recale en el TC Mouras, algo sólo entendible para los particulares parámetros que maneja la ACTC. “Ese es otro tema que espero que en algún momento se solucione…”, dijo Chapur poniéndole distancia y prudencia a la situación.

Chapur siempre mantuvo a distancia a Canapino y esto le quitó emoción a la definición de la carrera

 

Chapur estuvo en el momento justo para dar el salto a la victoria. Una buena largada desde el cuarto puesto lo proyectó, tras superar a Facundo Ardusso y  Damián Fineschi, y situarse como escolta de un Gabriel Ponce de  Léon, que como en la carrera clasificatoria, parecía inalcanzable como reconoció el propio Chapur. Una sorpresiva falla eléctrica en la vuelta 13 paralizó brevemente al Toyota Corolla,  pero lo suficiente para que lo superasen no sólo Chapur sino también Agustín Canapino Ardusso. Enseguida el rojo Toyota retomó su ritmo normal, pero ya había hipotecado una victoria que hubiese proyectado a Ponce por encima de Rossi en el campeonato. Con Ponce, cuarto, y Rossi sexto, el Misil quedó por delante (32  puntos contra 27).  en una situación más acorde a nivel de jerarquías que seguramente desea mantener el equipo. La amargura de Gabriel la compensó el mostrar, por si quedaban dudas,  que su alto nivel competitivo se mantiene pese a los cuatro años fuera de la categoría.

Facundo Chapur festejó en el podio un triunfo que necesitaba para consolidar su imagen en el automovilismo nacional.

 

“Nunca tuve una chance de pelearle la punta a Chapur”, reconoció Canapino sin dejar de destacar la mejoría en su Chevrolet que salvó un fin de semana que arrancó complicado. “No tuve auto para atacar y tuve que conformarme con hacer una carrera a la defensiva”, señaló Ardusso con una reiterada preocupación sobre el rendimiento de su Renault Fluence que relegó la satisfacción de compartir la punta del campeonato con un Manuel Urcera (Citroen C4 Lounge), que salvo el áspero duelo que perdió con Leonel Pernía por el 11º puesto,  pasó inadvertido en su primera carrera en Potrero de los Funes.

Valen estos reconocimientos de sus escoltas, para conocer, porqué, más allá de su descontracturada personalidad, Facu Chapur pudo disfrutar la vuelta final de su primer triunfo en el Súper TC 2000.

 

Por Miguel Sebastián (Especial desde Potrero de los Funes, San Luis)

Fotos: AIF

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre