ILUSIÓN FORTALECIDA.

Es cierto que el camino hacia la Fórmula 1, para los argentinos, viene siendo mucho más espinoso de lo deseado. Y de lo merecido, teniendo en cuenta la tradición fierrera de un país que supo tener a monstruos de la talla de Juan Manuel Fangio, Carlos Reutemann y José Froilán González, sólo por nombrar a tres de los más icónicos. Baltazar Leguizamón está en el grupo de los pibes que se ilusionan con llegar a la máxima categoría mundial y trabaja para eso. El futuro dará su veredicto, pero esa es harina de otro costal.

Por lo pronto, el arrecifeño se dio el gran gusto de cerrar la temporada de la flamante F3 Américas, de la que es subcampeón, compartiendo escenario con con la F1 en el Circuito de las Américas en Austin, Texas. Y si bien Balta no pudo subirse al podio esta vez, la sensación de estar en la misma pista donde luego Kimi Räikkönen volvía a la victoria tras de cinco años, Lewis Hamilton debía postergar su festejo de campeonato una semana más y Sebastian Vettel se ganaba una nueva -y muy remota- chance, provoca sensaciones especiales.

Leguizamón no pudo hacer podio en Austin, pero el objetivo ya estaba conseguido.

Si bien Leguizamón fue tercero en la primera carrera, donde luego fue sancionado y cayó hasta el quinto lugar, y no pudo largar la segunda final por la rotura de la caja, el saldo del 2018 es altamente positivo: a principios de año ganó la Majors, luego fue campeón por demolición en la Atlantic Series y subcampeón de la F3 Américas, el desafío más importante. Y, gracias a esto, llegó a 20 puntos de los 40 que se necesitan para la Superlicencia de la Fórmula 1.

«El saldo es netamente positivo. No pudimos cerrar el año como queríamos en COTA, pero así son los fierros. Vos podés soñar e idealizar un finde perfecto, pero si ellos no quieren te volvés con las manos vacías. De todas formas no me vuelvo amargado, todo lo contrario. Fue una gran temporada que arrancó a principios de año cuando ganamos la Majors, luego con el título de la Atlantic Series, logramos la primera pole de la historia de la F3 Américas y conseguimos 2 triunfos además de otros podios en una categoría que en 2019 será mucho más grande todavía», analizó Baltazar.

El pibe, decepcionado al no poder largar en la segunda carrera.

Además, espera que estos resultados sirvan para conseguir apoyo pensando en el año próximo: «Espero que estos resultados nos ayuden a conseguir más apoyo económico. Ya nos pusimos a trabajar en eso, estamos trabajando con empresas argentinas y siempre esperando el apoyo oficial del Automóvil Club Argentino. Queremos una temporada 2019 mucho mejor que esta».

 

Fotos: prensa Baltazar Leguizamón.

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre