POLE CON SABOR AGRIDULCE.

La contenida alegría de Charles Leclerc tenía sus motivos. Sólo el transcurrir de las horas previas a la carrera va a mostrarle si ese golpe contra el guardarail a 10 segundos del final de la sesión clasificatoria del Gran Premio de Mónaco había servido para asegurarle la pole ante el ataque final de Max Vestappen, Vallteri Bottas y Carlos Sainz o si por el contrario había derrumbado todo lo bueno hecho hasta entonces con los daños en la caja de su Ferrari que obligaban a su reemplazo y en consecuencia al recargo de cinco posiciones en la grilla. Un recargo que lo retrasaría a largar sexto por delante de un errático Lewis Hamilton (7°), que este  año no parece estar a gusto con su Mercedes Benz en las calles del Príncipado. Igual no es para descartarlo.

La Ferrari contra el guardarail no fue la mejor imagen para rubricar el buen trabajo de Charles Leclerc en Mónaco. Sirvió para terminar la clasificación y quitarle a sus rivales las chances de sacarle el mejor tiempo.

Tiene fortuna Charles y por el momento los mecánicos creen que no hay necesidad de cambio de caja. Conserva así su 8va pole y la primera en el Principado que lo vio nacer hace 23 años. También mantiene su chapa de candidato, no sólo avalada por el gran rendimiento de Ferrari en las calles monegascas y su actuación sino también por estadísticas. De las 66 ediciones del Gran Premio de Mónaco, 30 ((45,45>%) fueron ganadas por el piloto que partió desde la pole.

-publicidad-

Este dato es un claro reflejo de lo vital que es conquistar esa primera posición en la grilla de este clásico Gran Premio. Por eso Verstappen, Bottas y Sainz, los escoltas de Leclerc, maldijeron tanto esa bandera roja que provocó el choque de Leclerc y que interrumpió esa vuelta final en la que, que según sus testimonios, podrían haber desplazado a Charles de la pole. Incomprobable.  Como consuelo y esperanza el holandés de Red Bull, el finlandés de Mercedes Benz y el español de Ferrari pueden aferrarse a otra referencia de las estadísticas que marca que 56 (84,84%) de los vencedores largaron desde los tres primeros puestos.

Verstappen es el heredero de la pole en caso de un recargo de cinco puestos a Leclerc por un posible cambio de caja. «No nos desgarraremos si tenemos que cambiar la caja porque para nosotros lo importante es la confiabilidad en carrera» dijo Mattía Binotto, director deportivo de Ferrari.

Por encima de los números y presunciones, hay que ver de qué forma el golpe contra el guardarail impactó en la estructura de la hasta entonces impecable Ferrari. A veces los autos no repiten sus buenos rendimientos tras un golpe. También hay que tener en cuenta cómo influye esta “perlita” negra del choque en el ánimo de Leclerc, hasta entonces muy entonado. “Tengo una sensación agridulce y no siento lo mismo” dijo el monegasco en los minutos posteriores al golpe. Igual Charles supo superar momentos mucho más duros como la muerte de su colega y amigo Jules Bianchi en 2015 y especialmente la de su padre Herve, fallecido en junio de 2017 cuatro días de una carrera antes de una carrera de Formula 2 en Azerbaiyán. Sin despejarse de su dolor, corrió, hizo la pole y ganó la carrera.

Mick Schumacher todavía no le encontró la vuelta al circuito donde su padre Michael ganó cinco veces. Golpeó su Haas en entrenamientos, no clasificó y larga último.

Esa templanza para superar malos momento puede servirle a Charles para convertirse en el primer monegasco que gana el Gran Premio de Mónaco por el Campeonato Mundial. Hubo otro monegasco, Louis Chiron, que venció en el Príncipado pero en 1931, casi dos décadas antes de la inauguración del Mundial. Igual dejó su sello en el Gran Premio, que tras su retiro, lo tuvo como director. Logro su único podio (3°) en 1950 y en 1955 se convirtió con 55 años 9 meses y 19 días en el piloto de más edad en largar una carrera por el Mundial de Fórmula 1. Un récord que asoma imposible de batir.

-publicidad-

1 COMENTARIO

  1. Todo el fin de semana le vino (el y otros) pasando a 1 cm al guardrail de la cuerda de esa curva, se veía que en algún momento esto tenía que pasar. Dentro de todo la saco barata.
    Monaco siempre fue un circuito muy poco racional para la F1, y ahora lo es mucho más con estos autos de casi 6 mts de largo más de 3,5 mts de entre ejes.
    Saludos

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre