LOS TRAPIÉS EN EL COMIENZO DE LA NUEVA ERA TURBO.

Han inquietado y elevado el nivel de nerviosismo a los que habitan el Super TC2000. Ansiosos al fin como millones de argentinos por múltiples razones diarias, los hacedores, los que deciden y los actores del Super, comprobaron lo muy evidente: el nuevo, ambicioso y motivador formato, al cabo de las cuatro fechas iniciales, no había dado ni remotamente, el resultado buscado. Sí, el prioritario sigue siendo, mejorar los tan pálidos espectáculos.

Por eso, sabés, desde Paraná volvieron los nunca bien ponderados kilos de lastre. Y fue luego de prolongadas reuniones entre la dirigencia de la categoría encabezada por Edgardo Fernández, los representantes del Grupo Clarín, dueño de la empresa Autosports que tiene bajo su ala al Súper, autoridades de la CDA del ACA, hombres de las fábricas y directores de equipos.

Banderazo. En el podio, festeja Rossi junto al director del equipo, Darío Ramonda y al presi de Toyota, Daniel Herrero. A ambos lados, Ardusso y Pernía.
SpeedAgro

Aún con dudas, se acordó apuntando a revertir el flojo comienzo, la vuelta de los lastres. La escala: 70 kg al dueño de la pole, 60 al segundo, 55 para el tercero y 50 al cuarto.

La fijación de la medida abrió un cúmulo de especulaciones, y como quedó visto en Paraná, modificó en forma notoria las estrategias. La clasificación sabatina puso blanco sobre negro, en relación a lo mucho que se había hablado en la previa. Así cada equipo hizo su diagnóstico y operó en consecuencia, a partir de los resuelto, sin tener en cuenta como tantas veces ha ocurrido en el automovilismo argentino, la consideración del público, ese sostén que ha ido menguando su apoyo al deporte motor.

Como jugaron al gato y al ratón cuando debieron clasificar y luego, ir por la pole en la super clasificación, distó de deparar ese espectáculo que pretende ofrecer el Super en conjunto. Demasiado juego interno de espaldas a un público que distó y mucho de considerarse numeroso en Paraná. Complejo y hasta redundante para explicar lo visto; equipos que indicaron a unos de sus pilotos pelear la pole y a otros «guardarse» para no cargar kilos, tal lo sucedido en Renault. A propósito, en la marca dejó el cargo de director comercial Alejandro Reggi, factotum del Rombo en el Super y en el desembarco en Turismo Carretera con los Torino. Su estrategico cargo lo ocupa ahora Valentina Solari, cuyo paso al frente de las áreas de comunicación de Citroen Argentina hasta 2017 cuando se alejó para ligarse a Renault, marcó un antes y un después. ¿Y Reggi de ahora en más?, sin la aureola del Rombo sobre su cabeza, el hombre continúa a modo de asesor externo y vinculado a los equipos de STC y TC. ¿Tendrá el mismo poder de fuego en las decisiones?

Pernía hizo la pole consciente de los 70 kg que lo esperaban en su Fluence para correr, Ardusso peinó el acelerador y quedó quinto, también lo hizo Matías Milla. Sin embargo, la exclusión de Bernardo Llaver porque su Cruze no dio la altura mínima (hizo el cuarto tiempo), hizo subir a Facu a ese lugar y por ende lo endosaron los 50kg esquivados. Matías Rossi, segundo, cuando se le escapó la pole luego de dominar entrenamientos y clasificacicón, cargó 60 kg al Toyota Corolla y Caíto Risatti en uno de los Honda All New Civic con mejorado andar, feliz por el tercer tiempo y algo desalentado por el lastre que se suponía, perjudicaría el andar del auto japonés.

Bandera a la vista. Matías acababa de superar a Ardusso al que sigue Pernía. La gran victoria a un paso.

Fue el pasaje del fin de semana, la clasificación, el más deslucido, nada edificante y por demás confuso. A unos animadores, equipos, directores y pilotos, se los vio disconformes y con intenciones que lo visto, no se vuelva a repetir. Esa de especular, de no acelerar; la cara que no se condice con el espíritu del automovilismo, acá y en el mundo. Así un caso, hizo de vocero Jorge Maiquez por Chevrolet, el funcionario de la compañia, nada habitual a expresiones concretas y certeras, dejó picando la preocupación ante lo que entienden, un sombrío panorama y sus dudas…

La carrera dominguera aplacó al menos en forma circunstancial, las turbulencias acumuladas; fue un bálsamo. En el circuito de Paraná el Super TC2000 ofreció una gran carrera con un broche excepcional, provocado por la quirúrgica maniobra de Matías Rossi para ganarle la punta a Ardusso a media vuelta de la bandera a cuadros. Una acción brillante la del Misil que dijo, «la tenia medida y estudiada», a la que llevó adelante «cuando estuve seguro». Ganar de esa forma por sexta vez en Paraná, le hizo brotar la emoción como tal vez, hace mucho no le ocurría. Además, le había ganado a un rival de la envergadura de Ardusso, el Flaco de Las Parejas que rindió tributo a su caballerosidad deportiva cuando reconoció el «maniobrón» del Misil y la legitmidad de la victoria, más allá que adujera que en ese instante clave, «mi auto tuvo una «tosida» y perdí la posibilidad de intentar recuperar la punta».

Lo que hizo Rossi arriba del Corolla para ganar fue el pico más alto de las 24 vueltas. El que le siguió se dio en la vuelta 14. Risatti, Facundo Chapur en uno de los Citroen C4 Lounge y Pernia, se devolvieron golpe por golpe si usamos la terminología del boxeo, con fugases pero vibrantes sobrepasos que los llevó a intercambiar posiciones y llegar a un par de curvas los tres coches a la par. Pernía venía de recuperarse del desliz inicial en la curva 2, cuando su Fluence se puso de costado y por eso perdió la punta y retrocedió varios lugares. Por el contrario Ardusso aceleró al largar en forma exacta y saltó del cuarto escalón a la punta que ostentó hasta que Rossi con la finalización a la vista, dio el gran golpe. Fue una jugada propia de un piloto de excepción y de la categoría en la que se ubican los que ostentan un plus.

Data para que anotes, Pernía sigue en la cima del campeonato, suma 88 puntos, Ardusso 72, los Fluence siguen siendo superiores; Rossi 64. Los aguarda el Autódromo Martín Miguel de Güemes en Salta, es el 14 de julio.

Dio los primeros brotes verdes el Super TC2000 de la era turbo; pudieron influir los lastres en autos superiores que hicieron que otros se les acercaran, e incluso el dibujo del siempre impecable autódromo paranaense. Bajo observación permanente, y con un margen no demasiado amplio para pasos en falso, el de Salta representa otro examen.

 

Fotos: Prensa Toyota Gazoo Racing.

4 COMENTARIOS

  1. una opinión nomas, deberías editar la nota haciendo hincapié en la importancia que tiene el trazado de parana. el problema evidentemente no son las cargas, ni el ruido de los motores, ni los lastres (aunque esta medida antideportiva parece ser un mal necesario). el problema es que corren en kartodromos soporíferos en donde el que es mas rápido el sábado no puede ser superado. es hora de exigir que circuitos como parana, toay, el 12, el zonda, termas o Rafaela esten obligadamente incluidos en el calendario aunque no sean negocio. es la única manera de volver a atraer al publico que alguna vez supo tener esta categoría.

    • Maestro… TODOS los años el Super TC2000 corre en Rafaela. (de hecho, tienen el record) y durante 36 años se corrió en el Zonda, a veces hasta 2 veces por año…. tambien SIEMPRE fuimos a JUNIN, hasta que el TC lo hizo mierda y nunca lo arreglaron… a Toay fuimos desde el día que se inauguró… pero como la pole del STC2000 en Toay (la ultima vez) fué de 208 Km/h, parece que hubo cierta categoría que no le gustó que le dañen el orificio anal..

  2. Situate en este año. Estamos ante una categoria aburrida y de repente vamos al primer autodromo con un trazado atrayente y el espectaculo sale. Este año no se corre ni en rafaela ni en el zonda ni en el 12 ni en toay. Pero corrimos en rosario, alta gracia, villicum, roca, etc. Todos autodromos sin lugares de sobrepaso. Si quieren un super que la gente siga, hay que priorizar los autodromos que generen espectaculo y no el negocio. Y no me digan que el tema fueron los lastres, porque rossi se le tiraba a ardusso igual sin kilos. En alta gracia estuvo 10 vueltas para pasarlo a werner con un auto 1seg superior. Y lo paso recien cuando werner perdio el auto.

  3. Estimado Eduardo:
    Parece que su comentario abunda en imprecisiones:
    El record de Rafaela lo tiene la formula Indy en 1971….bastante antes que esta seudocategoria siquiera exista…
    Al autodromo de Junin no lo rompio el TC,el asfaltado fue mal hecho…
    El autodromo de Toay lo inauguro el TC y NINGUNA categoria promedio en una vuelta 208kmh
    Por favor,no mandar fruta en este blog.
    Se agradece desde el sur.

Responder a pabloneuquen Cancelar respuesta

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre