SI NO ESTÁ ROTO, LO ARREGLAMOS IGUAL.

Había dejado satisfechos tanto a pilotos como al público el formato de dos carreras, la segunda con grilla invertida en los diez primeros, que había implementado el Top Race durante un par de fechas, donde se vieron una buena cantidad de sobrepasos, con ganadores inéditos hasta este momento. Pero claro, no hay que quemar las naves tan pronto.

Es que, por reglamento, el la categoría tiene un máximo de seis de estos «eventos especiales» durante la temporada, por lo que en San Nicolás, circuito que visita por primera vez, vuelve a su formato regular de un sola final con recarga de combustible obligatoria, esta vez también compartiendo pista con los Top Race Series.

Lucas Guerra llega dulce: ganó, en Salta, su primera carrera,
SpeedAgro

En lo que concierne a la lucha por el campeonato, tres son los pilotos que la monopolizan: el líder Franco Girolami, el escolta Matías Rossi, que viene de lograr su tan ansiado primer triunfo del año, y el siempre presente Agustín Canapino, tercero en discordia.

«Llegamos muy bien y con una gran motivación a San Nicolás por el presente que estamos teniendo junto a todo el equipo. Hemos logrado el triunfo en Salta y eso ha sido muy importante tanto para acercarnos a la punta del torneo como para cumplir con el requisito que establece el reglamento para poder ser campeones”, dijo el Misil, que está a 18 puntos de Girolami.

 

Fotos: prensa Top Race.

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre