SÍ, PERO OJO, no vuelve el equipo oficial.

VisionAuto

Fernando Hidalgo, uno de los dueños del PSG 16 Team (ex HAZ), nombre puesto en homenaje y recuerdo permanente hacia Guido Falaschi, en declaraciones a www.tc2000.com.ar, ha confirmado luego del retiro oficial de Ford del TC 2000 concretado al igual que el de Fiat, en las postrimerías del último año, que continúan desde ya en el  Súper TC 2000 con los Ford Focus dotados de los esperados motores V8 que han estado llegando al país y se están entregando a los equipos.

“Estamos trabajando en las modificaciones sobre los dos Focus para estar en el Súper TC2000. El equipo continuará con la dirección técnica de Javier Ciabattari y Alberto Scarazzini ademá del grupo de ingenieros de nuestra estructura”, ha manifestado Hidalgo.

Para manejar los Focus, Hidalgo (en la foto junto a su socio,  Alejandro Masas) ha mencionado al Pato Silva (mantiene contrato hasta fin de año con el equipo), si bien dijo sobre el chaqueño deslizó, “esperamos que resuelva su situación”. A su vez, ha contado que: “Estamos dialogando con Fabián Yannantuoni (estuvo en el Ford-YPF en 2011 como te acordarás y anduvo muy bien)”. También es mencionado para manejar uno de los Focus, Matías Russo. El entrerriano ha corrido en las recientes temporadas en el exterior en Gran Turismo  junto a Luis Pérez Companc quien en la última parte del año pasado, comunicó a Matías que no lo tendría en cuenta para esta temporada.

Foto gentileza Gabriel Santos

Por el equipo de VA

 

8 COMENTARIOS

  1. 2 consultas estimados VA: 1) Se puede saber cual fue concretaamnete el inconveniente entre Fontana y el Haz?, y 2)Si M. Russo ,-tal lo dice P.Companc- “no va a seguir siendo tenido en cuenta n cuenta”, el preyecto gran turismo sigue?? como? Gracias

  2. NO NO NO NINGUNO DE ESTOS SERAN PILOTOS DEL FORD…. HAY DOS EX INTERNACIONALES QUE ESTAN PRACTICAMENTE CONFIRMADOS, AMBOS CORRIERON EN TC 2000 EL AÑO PASADO Y EN EQUIPOS OFICIALES…UNO SE BORRO LA TERMINAL, EL OTRO LO REEMPLAZO UN PILOTO DEL TC…ADIVINEN?

    • esque la cifra de 10.000 millones de euros este1 un ilpuqloo manipuladilla. porque ahi se incluye, por ejemplo, la subvencif3n que recibe colegios dirigidos por la iglesia como si fuera subvencif3n a la iglesia, cuando ese dinero no es para la iglesia, sino para los alumnos.o tambie9n subvenciones de fiestas patronales y ese tipo de cosas, que es lo mismo, no es dinero para la iglesia, sino para las personas que viven esas fiestas, que al igual que las fiestas laicas, las vive todo dios.Por ejemplo, a los jmj tambie9n ha habido ahi una inversif3n para los gastos de todo el evento, pero es lo mismo, no es dinero contante y sonante que la iglesia se lleve a sus bolsillos, es una inversif3n que acabamos disfrutando nosotros, los espaf1oles. (o los turistas en este caso)y obviamente, si un monumento histf3rico como puede ser una catedral necesita una reforma para mantener su integridad, pues bueno, habra quien prefiera que eso se tire abajo, pero nose que problema ven en que el estado se implique en conservar obras de arte histf3ricas que pertenecen a nuestra historia y cultura, y eso tambien se suma a esa cifra.Al final dinero en efectivo solo se llevan el que la gente marca en hacienda con la X. asi que si de verdad contaramos el supuesto dinero que en verdad la iglesia se lleva al bolsillo seria mas bien poco. El resto lo disfrutamos todos.

    • Lo que no se dice del gasto farmace9uticoUrge un pacto serio entre todas las tepras implicadas y que no se propicie la indefensif3n del sector e, indirectamente, la calidad del servicio a los pacientes26.07.11 02:38 c1LVARO DOMcdNGUEZ-GIL HURLc9 | DOCTOR EN FARMACIAEnviarLa economeda espaf1ola presenta en estos momentos dos problemas agudos: el de9ficit de las administraciones pfablicas y el porcentaje de paro me1s alto de toda la OCDE. El de9ficit tiene su origen en un gasto irracional del sector pfablico, del Estado y particularmente de las comunidades autf3nomas y ayuntamientos, que, tras las elecciones municipales y autonf3micas, comienzan a corregirse. Sin embargo, el gasto sanitario quize1 sea el menos irracional de todos y dentro de e9l el gasto en medicamentos a trave9s de recetas, es el me1s controlado. Al analizar los grandes nfameros con que se refiere al gasto sanitario-en realidad, la clase poledtica que sea- siempre se este1 refiriendo al abgasto de medicamentosbb porque creen que la piedra filosofal que les cuadrare1 el cedrculo del agujero (de9ficit) econf3mico por ellos generado, este1 en la modificacif3n constante y despiadada del precio del fe1rmaco.Resulta muy difedcil entender los graves y grandes problemas por los que atraviesa este sector, siempre atacado y criticado, al desconocer el ciudadano de a pie los beneficios directos e indirectos que el Estado y las autonomedas reciben del sector farmace9utico. Grandes sumas de dinero que es necesario explicar y aclarar ante las opiniones vertidas por tantas personalidades poledticas con alto grado de erudicif3n/formacif3n acade9mica’ y para conocimiento de los usuarios del Sistema Nacional de Salud. Ningfan sector de la economeda nacional devuelve una cantidad de dinero tan importante de sus propias ventas como lo hacen las oficinas de farmacia, porque desde 2000 era necesario ayudar a sostener el actual sistema sanitario (RDL 5/2000). Para que lo entiendan, y solo con este real decreto, hemos pasado de entregar (devolver) 62,8 millones de euros en 2000 a 552 millones en 2010. Esto, sin embargo, es sf3lo un pequef1a muestra de todo lo que viene ocurriendo desde hace 12 af1os, en los que los distintos gobiernos han implantado me1s de 20 grandes medidas de regulacif3n econf3mica, que han afectado a la rentabilidad del sector farmace9utico, sin lograr una contencif3n estable hasta 2010, en que aparecen los reales decretos leyes que, en condiciones normales, habreda que calificar de incautatorios, pero que la crisis nos hace soportar como uno de tantos sacrificios que afectan a nuestra sociedad (bajada del sueldo a los funcionarios, congelacif3n de pensiones, etce9tera).Las medidas de 2010 este1n produciendo crecimientos negativos, todaveda limitados en ese af1o (-2,6%), y ya previsiblemente me1s patentes a partir de 2011, en que se estima una reduccif3n del -8%. Es posible que se mantenga el decrecimiento por lo menos en 2012 e, incluso, aunque algo menor, hasta 2015. Las cantidades entregadas (que retornaron al Estado ) por las oficinas de farmacia en 2010 ascendieron a 691 millonesde euros, de los que cada comunidad recibif3 una parte. Con la caedda de ingresos, la sobresaturacif3n del sector, el aumento de las deducciones (o entregas o devoluciones obligatorias por decretos) al Estado se va a impedir y limitar el empleo, hasta el punto en que llegare1 a perjudicar el servicio que prestan las farmacias (considerado excelente por diferentes organizaciones de consumidores), incluyendo la supervivencia de las mismas en nfacleos poblaciones de menos de 1500 habitantes (otro problema para el Estado de bienestar y me1s paro).Las soluciones que hay que poner en marcha para una adecuada financiacif3n de la sanidad indican que, de momento, son necesarios unos 15.000 millones para liquidar situaciones del pasado y que va ha ser necesario aumentar por lo menos 1 punto del PIB dedicado a la sanidad para que estas situaciones no se produzcan. Pero la realidad es que afan no existe una oferta concreta de ningfan partido poledtico para financiar adecuadamente la sanidad. Las medidas que urgentemente se quieren aplicar no solo no van a solucionar nada que no sea el empobrecimiento mayor de un sector, como la industria farmace9utica, fuente importante de ingresos al Estado, sino que se trata de aplicar parches sin efecto terape9utico. La creacif3n de comite9s de estudio indica que hasta ahora no se ha trabajado ni adelantado nada, pero demuestra que se sigue invirtiendo en asesores y en asesores de asesores, para ver quie9n encuentra la solucif3n a la cuadratura del cedrculo, es decir, que los ciudadanos no se pongan enfermos.Lo que sed urge es un pacto serio entre todas las tepras implicadas y que no se propicie la indefensif3n del sector e, indirectamente, la calidad del servicio a los pacientes. Si la industria farmace9utica se ve obligada continuamente a trabajar con el concepto de el de menor precio’, bf podreda llegar esto a afectar la calidad del medicamento o que deje de fabricarse por no cubrirse los gastos de fabricacif3n? Hay que tener en cuenta que una caja de medicamento es, en muchos casos, mucho me1s barata que una Coca-Cola, una golosina o un cafe9, y mientras que de e9stos podemos prescindir, no ased del medicamento, que es un bien esencial de care1cter universal .Actualmente, todos los sectores parecen estar de acuerdo en que debe recetarse por principio activo. Sin embargo, cuando el medicamento pierde la patente y pasa a tener precio de conjunto de referencia, da igual ya su nombre de fantaseda. El laboratorio lo ha bajado de precio y vale igual. bfCf3mo justifica el Ministerio de Sanidad que no se pueda dispensar el nombre comercial de origen si este1 al mismo precio que los deme1s del grupo, el paciente tiene derecho a seguir tomando la misma medicina y no hay razf3n econf3mica para cambiar de laboratorio? bfSe imaginan que9 efecto va a tener esta irracional medida sobre los pacientes polimedicados y su cumplimiento terape9utico con el ledo de cajas y nombres que han de aprender de nuevo y su utilidad? No, no es solo una cuestif3n de supuesto ahorro, puesto que estos medicamentos cuestan exactamente igual. Es que el Gobierno no sabe cf3mo hacer desaparecer buena parte de la industria farmace9utica nacional, con sus constantes improvisaciones y parches-placebo.Mientras tanto, a escala estatal, crecen o siguen los gastos en embajadas, EREs, telefonedas, cre9ditos blandos a altos cargos, obras faraf3nicas de dudosa efectividad y costosedsimo mantenimiento, esce1ndalos econf3micos y laborales, subvenciones, etce9tera, gastos sin control sobre los que no existe voluntad de recortar o controlar.Lo que sed este1 claro es que el gasto a trave9s de recetas este1 controlado y que deben ser otras partidas del gasto sanitario las que a partir de ahora deban clarificarse. Particularmente, el gasto en medicamentos en hospitales, cuyo crecimiento en los faltimos af1os se estima en un 40%. La sostenibilidad del sector sanitario seguire1 sin solucionarse porque las medidas adoptadas carecen de efectividad.

    • bien lo descentralizado no acaba de dejar paso a lo tiidrsbuido, la economeda sigue base1ndose en monopolios que aborrecen la competicif3n y la asociacif3n del poder al territorio hace muy difedcil abvivir en el riesgo sin necesidad de

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre