ESPERANZAS EN MARCHA.

Son Néstor Girolami y Esteban Guerrieri en el Campeonato Mundial de Turismo. No es novedad porque desde hace cinco temporadas están integrados en el nivel top de la categoría como pilotos del Munnich Motorsport, una de las estructuras del equipo oficial Honda.

«Creo que logramos la mayor cantidad de puntos posibles» destacó Girolami quien sumó su sexta victoria en el TCR Mundial y la primera asistido pro Dominik Greiner, su flamante ingeniero de pista.

Como siempre en las temporadas anteriores, el objetivo de la conquista del título prevalece en las expectativas de ambos compatriotas. Como nunca antes, esas esperanzas tuvieron el respaldo de un gran comienzo en los resultados en la cita inicial realizada en el callejero de Pau Ville, el estrecho circuito francés que muchos recordarán por las carreras de Fórmula 2 en las épocas de Reutemann, Zunino, Guerra y Traverso.

Guerrieri esquivó en la segunda carrera el choque entre Tassi y Michelisz y pudo avanzar hasta la quinta posición.
-publicidad-

  

Más no podían pedir Girolami y Guerrieri para la carrera inicial que en ese orden vio el 1-2 de los argentinos, sobre los Honda Civic Type R TCR, tanto en clasificación como en la competencia . El orden de grilla invertido para la segunda carrera (partieron décimo y noveno) dificultó en un circuito complicado para los sobrepasos, la posibilidad de repetir los éxitos. Igual pudieron avanzar algunas posiciones y el final de la carrera, ganada por el español Mikel Azcona (Hyundai), vió a  Guerrieri en el quinto lugar y a Girolami, en la séptima posición. La cosecha de puntos le permite a Bebu llegar a los 49 como líder y a Estebani quedar como escolta con 42. Ahora comienza la dura tarea de la defensa. Y el primer desafío llega el 28 y 29 de mayo, y nada menos que en el Nurburgring.

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre