LA PASION NO

SE MUERE NUNCA


Por el equipo de VA

SpeedAgro

La pasión, el sentimiento, la entrega que puede generar en una persona un deporte, un ídolo, una creencia, puede llevar a decisiones que sorprendan y quizá, no sean sencillas para explicar.

Fijate, los familiares de Antonio Bautista, ex protesorero de la ACTC, fallecido hace unos días cumplieron el último deseo del histórico dirigente de la categoría. Esparcieron sus cenizas por los boxes del Autódromo Roberto Mouras de La Plata.

¿Sorprende?, quizá; sin embargo, seguramente no será la primera vez ni la última; así como en el mundo, episodios de esta naturaleza suelen darse con personas de los mas distintos ámbitos, algunas famosas, la pasión por el automovilismo, por el Turismo Carretera en unos casos, hace que después de la vida, la pasión de alguna forma, siga latiendo.

En el Mouras descansan los restos de Bautista, como se dice, ocurre algo similar en otros autódromo argentinos. En el mismo Roberto Mouras, el autódromo mas activo del país, donde este fin de semana, el ruido no cesa.

20-8-2010

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre