CON CHAPA DE HABER CORRIDO A MÁXIMO NIVEL

Hay un gran triunfalismo en torno al Titán de Arrecifes, Agustín Canapino y su participación en las 24 Horas de Daytona. Hasta los dos de los diarios más importantes del país se han hecho eco con gran pompa de la actuación del campeón de TC en lo que, en definitiva, fueron solo unos ensayos para una carrera que encierra una enorme cantidad de variables -muy diferentes a las que se disputan en nuestro país- en la que el concurso de un solo piloto no suele ser decisivo en el resultado final.

SpeedAgro

“Casi a la par de los mejores, Agustín Canapino la rompió en Daytona”, tituló Clarín, para el que el arrecifeño “está viviendo su propia versión de Disney y no quiere despertar de este sueño que promete más capítulos”.

Para La Nación, “Canapino y el Juncos Racing se presentaron en sociedad en Daytona y dejaron un sello (…) No solo midió su potencial en la pista, si no que lo hizo ante pilotos a los que hace unos meses atrás observaba y admiraba por televisión, en algún video”.

Lo interesante del caso es que muchos ven en la carrera, una oportunidad dorada para que Canapino trascienda las fronteras del automovilismo argentino, lo que no está nada mal, pero eso sí, con las precauciones del caso.

En las 24 Horas de Daytona ves a alrededor de 160 pilotos, de distintas extracciones; muchos de ellos amateurs (especialmente en la clase menor, GT Daytona, la más nutrida), que pueden complicar la actividad de los más expertos. Y entre esos expertos encontrás a 12 expilotos de Fórmula 1, con los que segura (y secretamente) Agustín quiere medirse.

Esos 12 pilotos son:

Fernando Alonso (32 triunfos, dos títulos mundiales)
Rubens Barrichello (once triunfos, dos subcampeonatos)
Juan Pablo Montoya (siete triunfos)
Pastor Maldonado (un triunfo)
Kamui Kobayashi
Christian Fittipaldi
Felipe Nasr
Jan Magnussen
Alex Zanardi
Sebastian Bourdais
Pedro Lamy
Alexander Rossi

 

A su vez, hay siete iberoamericanos (tres brasileños, un colombiano, un venezolano, un español y un portugués), pero ningún argentino, snif…

Solo siete (Alonso, Kobayashi, Montoya, Rossi, Barrichello, Nasr y Fittipaldi), compiten en la clase DPi como Canapino. Maldonado corre un LMP2; Magnussen, Zanardi y Bourdais lo hacen en la GT Le Mans; Lamy, en la GT Daytona.

Ojo, todos van de regreso y, salvo alguna honrosa excepción, ninguno podría volver a competir en F-1 en estos tiempos. Pero claro,  levantan la jerarquía de una carrera que tiene sus propias dificultades: un tránsito intenso y más horas nocturnas que diurnas…

¡Ah!, y ya que estamos en Daytona; si te va dar una vueltita con el gran Alex Zanardi, subite:

 

Foto: Sportscar365

 

1 COMENTARIO

  1. Como simpatizante de CANAPINO, tengo muchas expectativas de que haga una buena carrera y pueda medirse con pilotos de mayor experiencia que él en el automovilismo americano y de sport prototipos. Lo que dicen, UDS. LOS PERIODISTAS, CORRE POR SU CUENTA. ES MAS, LOS PERIODISTAS DE CLARIN Y LA NACION QUE ESCRIBIERON SOBRE LOS ENSAYOS DE CANAPINO, ESTUVIERON PRESENTES EN DAYTONA O TODO LO QUE DIJERON FUE POR SEGUIR A CANAPINO Y JUNCOS POR INSTAGRAM, FACEBOOK Y TWITTER? Además, es un equipo nuevo y privado, que no tiene el MOTOR DE LA VERDAD como LOS AUTOS OFICIALES, vieron que no solo pasa en el STC2000, ALLA, EN E VIEJO MUNDO TAMBIEN SUCEDE…
    Deseo que le valla de 10 a CANAPINO Y JUNCOS, que pueda sumar experiencia y medirse con pilotos que no son los ROSSI, WERNER, SPATARO, PERNIA, ARDUSSO…

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre