QUÉ POLVAREDA LEVANTÓ en el fin de semana de Potrero de los Funes el posible pase de Matias Rossi a Chevrolet. Real o ficticia quedó despejada cuando el Misil confirmó en el box de Toyota que se quedaba bajo el mando de Dario Ramonda, el experimentado director deportivo que tuvo que apelar a su buena labia y también a su firmeza de carácter para convencerlo que se quedara. Por un lado abrió un poquito más la billetera, pero sin llegar a los 120.000 pesos por carrera que, según escuchó Visión, le ofrecierona Rossi  los empresarios del Pro Racing, los mismos que tienen a su cargo el equipo Chevrolet y que se quedaron calentitos luego que Agustín Canapino no les diera opción de contraoferta cuando decidió su pase Peugeot. Por otra parte, don Darío le habrá mostrado a Matias la conveniencia de quedarse en un equipo conocido donde todos lo miman y también, por si fuese poco, le recordó recientes declaraciones de Matías donde aseguraba que ”mi hambre de victorias está por sobre lo económico y lo primordial es tener un buen conjunto  humano y técnico aunque se gane menos dinero…»

 

Siempre reacio a habla de cifras, Matías solo admitió tácitamente una mejoría en las cifras de sus ingresos con un “me fue reconocida mi jerarquía de campeón y lo que trabajé para lograr el título.” Asimismo desmintió haber discutido fuertemente con Ramonda, como algunos creyeron escuchar. “Ni en pedo, fue una conversación con diferentes posturas, un tire y afloja” aclaró el campeón a Visión tras unos segundos de silencio ante la pregunta.

Despejada la polvareda con Rossi firme en Toyota quedó la incógnita del origen de esta sorpresiva y efímera movida. “Fue una idea de Peón que le salió mal porque Toyota se puso firme…” comentó un director de un equipo no involucrado en la negociación apuntando al presidente de la categoría, quien por su lado se despegó del tema  y dijo no haber hecho ninguna tratativa. “Es un genio Matias, no sólo maneja muy bien, sino que también se maneja muy bien debajo del auto y armó todo esto para sacarle unos pesos más a Toyota”  fue la otra visión de alguien con años de andar por los boxes y que conoce muy bien cómo actuan  los pilotos. Para pensarlo.

 

Por el equipo de VA

-publicidad-

3 COMENTARIOS

  1. La última frase es de Hidalgo.
    Es insólito que en la misma categoría mientras se pelean por Rossi, le cierran la puerta a un montón de pilotos que pueden pelearle mano a mano para poner ignotos chicos que estan haciendo sus primeros pasos (en el mejor de los casos) y otro montón que son de madera pero tienen billeteras generosas. Encima, pretenden nutrirse con pilotos del pseudo TC2000, como hicieron con Franco Girolami que era «el piloto record» de este esperpento de categoría y con un cañon oficial no la vió ni cuadrada en STC2000, al contrario de Ignacio Char, que viene del TN y con una carretilla como el Vento de Salerno tuvo actuaciones destacadas.
    Parece que quienes mandan, de automovilismo, no saben nada!

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre