UN CICLO QUE SE TERMINA y otro que arranca.

No sorprendió el pase de José María López a la Fórmula E para darle forma a la continuidad de su campaña internacional, ese objetivo que es prioridad en el cordobés. Era lo esperado luego que a principios de año durante el paso de la categoría por el callejero de Puerto Madero, se probase uno de los autos del DS Virgin Racing, el equipo de una las empresas del Grupo PSA que asimimso cobija a Citroen y Peugeot. También se podía imaginar este salto recordando que ese mismo fin de semana de febrero,  el, director del equipo Alex Tai, había arengado a sus pilotos con un “aceleren que ahí lo tengo a Pechito López…”.  Esa gente no dice, y menos públicamente, cosas por decir.

SpeedAgro

 

Ganador en Puerto Madero 2016, el inglés Sam Bird será un exigente compañero para 'Pechito'.

 

¿Fue acertada esta movida de Pechito de cambiar el Mundial de Turismo por la Fórmula E?.  El tiempo lo mostrará pero desde la actualidad hay que considerarla la mejor decisión en función de sus circunstancias y de su intención de seguir ligado a Citroen, la marca que posibilitó hace tres años su resurrección internacional. Por encima de alguna oferta de otra terminal automotriz (se habló de Volvo) para seguir, poco sentido tenía continuar en el WTCC, donde nada más tenía por ganar y además, por repetidos, sus éxitos y títulos fueron debilitando su trascendencia en la consideración de la  gente, y hasta provocando más de un “no le gana a nadie…”.

En la Formula E y sobre un equipo que ganó carreras en el último campeonato, Pechito tendrá el gran desafío de vencer, para empezar a su compañero Sam Bird  (fue tester de Mercedes Benz y venció este año en Argentina) y para seguir al  flamante campeón, el suizo Sebastien Buemi (también monarca en el Mundial de Endurance en el 2014), los brasileños Lucas Di Grassi, Bruno Senna y Nelsinho Piquet, el francés Jean Eric Vergne, el alemán Nick Heidfeld y el belga Jerome D´Ambrosio. Todos, pilotos que pasaron por la Fórmula 1. Un nuevo y más exigente desafío para alguien acostumbrado esos desafíos y dispuesto a encararlos como lo es Pechito.

 

Pechito espera tranquilo y confiado el desafío de la Fórmula E.

 

Será entonces un paso adelante  para el cordobés porque a los 33 años , y ya sin ilusiones de Fórmula 1, formará parte de una categoría, que por encima de las lógicas complicaciones de los primeros tiempos (cumplirá su tercera temporada), apunta al futuro tecnológico de la competición, tiene el respaldo de importantes fábricas como Renault, Citroen, Jaguar ,y lo que es vital para su desarrollo cuenta con apoyo de Jean Todt, el presidente de la Federación Internacional del Automóvil.

Todo esto vale más allá que la falta de ruido y más potencia, condimentos esenciales en las carreras de autos, sigan moviendo al escepticismo y la indiferencia de muchos sobre la Fórmula E. Hasta no hace mucho Pechito era uno de ellos.  “La Fórmula E no es algo que me entusiasme, porque si bien hay pilotos importantes, no me llama la atención andar a 160 Km cuando con  el auto de Turismo llego a los 270 …” le confesó a Visión en la confitería del Faena Hotel, (donde suele hacer base cada vez que pasa por Buenos Aires),  en noviembre del 2014.

Su mirada comenzó a modificarse en julio del año pasado cuando si bien reiteró que “la Fórmula E no es el ADN  del automovilismo que me gusta” enseguida aclaró que “igual la veo como una alternativa porque en su primer año superó muchas expectativas…” Ahora ya como integrante de la categoría, explicó que ”mi motivación no pasa por el ruido sino por la competencia con los mejores pilotos…” Se comprenden estas variantes, por circunstancias que fueron colocando a la Fórmula E como la alternativa más válida para su pretendida continuidad internacional luego de demostrar sobradamente su capacidad conductiva con los triunfos y títulos en el Mundial de Turismo.

 

Las 24 Horas de Le Mans es la carrera clásica del Mundial de Resistencia. ¿Lá correrá López en el 2017?

 

Pechito ya tiene trabajo internacional asegurado por el 2017. Y puede tener más de concretar su incorporación al World Endurance Champinship (WEC), o sea el Mundial de Resistencia, categoría que con autos de Sport Prototipos agrupa prestigiosas marcas como Toyota. Porsche y Audi y donde corren varios de sus futuros rivales en la Fórmula E.

Qué bueno sería verlo también a Pechito sobre un Toyota y corriendo las 24 Horas de Le Mans. Y si no se da para el 2017, que sea al año siguiente. Llegar al Mundial de Sport sería el gran destino final de esta reivindicación internacional de Pechito. Además como pasó con este salto a la Fórmula E, que con su presencia reactivó una carrera en Argentina que estaba caída, en el caso del Mundial de Resistencia, una categoría que hasta la llegada de Ecclestone en los `70, supo hacerle sombra a la F-1, también podría abrir la puerta para un retorno a la Argentina luego de 45 años (la última vez que corrió fue en 1972)  que algunos desean más que el de la Fórmula 1.

 

Por Miguel Sebastián

Fotos: Mónica Paz y fiawec.com

Jeluz | Productos Eléctricos

3 COMENTARIOS

  1. 6 hs de Termas vs 6hs de Buenos Aires(circuito 15)Cual les gustaria mas?Impecable analisis,como siempre.Saludos desde el sur.

  2. Para VA; el Mundial de resistencia en los años ´70, fué prolijamente destruído por Ecclestone y su banda. Todos los que vivimos esa época,recordamos que los Ford GT 40,los Porsche 917, y las Ferrari 330,además dela 512,eran mas populares que los F1 de esa época.

  3. Y LOS LOLA T70, LOS MATRA, HASTA UN MC LAREN HABIA, SI ME ACUERDO DE LOS 1000 KM EN EL AUTODROMO DE BS AS.
    Y NO HAY QUE OLVIDARSE DEL BERTA LR

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre