HIZO UN NEGOCIÓN EN ROSARIO.

Por eso, Leonel Pernía ha llegado a Río Cuarto con una ventaja de puntos que, a falta de tres fechas, puede ser decisiva en sus aspiraciones de campeonar en la Clase 3 del Turismo Nacional con el Honda Civic del Chetta Racing. Además, la urgencia de sus perseguidores por descontarle unidades puede jugarle a su favor en una categoría donde los imprevistos están a la orden del día.

Una muestra de esto fue la carrera en el Fangio, donde el Tanito se llevó un cuarto puesto que valió una victoria. Y fue así porque Facundo Chapur, el ahora escolta, apenas llegó 12° con el Citroën C4 Lounge tras una áspera carrera. Sin embargo, el cordobés fue el que mejor terminó entre los perseguidores de Pernía.

Chapur estuvo metido en todos los roces en Rosario, pero al menos sumó para ser escolta en el campeonato.
SpeedAgro

Es que Mariano Werner abandonó muy temprano con el Fiat Tipo, dejando en el camino valiosos puntos. Una situación similar le ocurrió a Julián Santero, que desertó rápidamente con el Ford Focus. El único, además de Leonel, que pudo sacar algo de rédito fue Iván Saturni: llegó segundo con el Focus, descontó bastante y se metió en la conversación.

En la Clase 2, Nicolás Posco tiene la oportunidad de ir bajándole el martillo al campeonato, donde ostenta una ventaja de 43,50 puntos sobre Juan Pablo Pastori, su escolta, y de 49,50 sobre Julián Lepphaille. El piloto del Ale Bucci Racing viene siendo regular y, en ese aspecto, le sacó esa notable diferencia a sus perseguidores.

 

Fotos: prensa APAT.

 

Jeluz | Productos Eléctricos

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre