EL DAKAR 2012 HA QUEDADO atrás, sin embargo sus historias perdurarán, como en ocasiones anteriores, por mucho tiempo.

El que ha contado la suya es Gerardo Scicolone (foto) cuando habló para el diario Noticias de Arrecifes. Y estuvo duro el hombre. Scicolone, acaudalado empresario arrecifeño, ofició de navegante de Norberto Fontana en una de las VW Amarok de la Legión Argentina que completaron Juan Manuel Silva y Emiliano Spataro. Emi, fue el único en arribar a Lima.

SpeedAgro

 

Scicolone corrió tres de los cuatro Dakar que se largaron desde La Argentina. En 2010 y 2011 navegó a José Luis Di Palma y este año como ha quedado dicho, junto a Fontana.

Con mucha experiencia en el tema (además fue navegante de rally durante muchos años y ha corrido en cross-country), «Chiche» tiene autoridad para opinar y lo hace sin vueltas. Detalla los insólitos contratiempos que debieron afrontar con Fontanita en el equipo de la promocionada Legión Argentina-Speed Agro.

“Me hago cargo de lo que digo, porque fue realmente como lo cuento. Hubo cosas increíbles. Así no se puede ir a correr”, destacó Scicolone, uno de los titulares de la firma SF Comunicaciones, al mencionado diario de Arrecifes y la zona.

Y apunta sin levantar el pie del acelerador: “La cosa ya venía mal de entrada. Los hermanos Barattero y la gente de Jackos hicieron un trabajo bárbaro sobre las camionetas, pese a que se las entregaron tarde. Pero no se llegaron a terminar. Nosotros terminamos de armarla en Mar del Plata, para pasar la verificación técnica. Encima, en la verificación administrativa nos encontramos con que no teníamos mecánicos habilitados. Había que pagar para ello y lo hizo el propio Fontana; si no, no corríamos”. Con estos dichos, confirmó lo que se mencionó en las horas previas a la partida del Dakar, desmentido por los integrantes de la Legión.

«Si el equipo quería, hubiéramos seguido; las roturas eran perfectamente reparables, pero no hubo voluntad”, expresó a modo de crítica el empresario. «No teníamos los repuestos mínimos indispensables para un Dakar”, agregó y reconoció que “los hermanos Di Palma estaban diez veces más equipados que nosotros, porque hicieron las cosas como debían”.

Scicolone sin embargo, se ha mostrado muy conforme en relación al aspecto deportivo, considera a Fontana «un piloto y un profesional admirable”, pero no piensa lo mismo del equipo y aprovecha para disparar contra Juan Manuel Silva: «Estaba claro que la figurita era el Pato Silva; nosotros no recibíamos la misma atención que él”.

Foto gentileza diario Noticias
Parte de la entrevista publicada por el diario Noticias de Arrecifes.

4 COMENTARIOS

  1. «chiche» les mando un «regalito» a LA LEGION ARGENTINA SPEED AGRO. Fontana pago los mecanicos en mar del plata porque no estaban inscriptos. Si se descuidaban no le ponian ni el motor. El primer escollo: EL EQUIPO MISMO. feito eso

  2. Una vergüenza el Equipo y los responsables de la organización. Improvisados totales!!! Le hicieron hacer un papelón a señores pilotos, DIERON LASTIMA

  3. Que Fontana no se queje, es historico que no sabe elegir la gente que lo acompaña. O siempre la culpa es de «los otros»

  4. filosoficamente estou na linha de Arnold Toynbee que acreditava que a ttvnaeita de mudane7a da sociedade sf3 passaria pela mudane7a do prf3prio ser humano, no como ele faz as coisas e ne3o necessariamente

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre